Brad Garlinghouse, CEO de Ripple, comentó a Bloomberg TV sus planes para convertir a Ripple – la segunda criptomoneda con mayor capitalización de mercado – en un baluarte para la industria bancaria que atraiga muchos clientes.

Asimismo, no reparó en criticar los comentarios de SWIFT que aseguran que la tecnología blockchain no sería una solución para los retos bancarios globales, comentando:

“La tecnología usada por los bancos hoy en día fue desarrollada hace décadas y no ha evolucionado ni se ha mantenido al día con el mercado. SWIFT comentó que no consideraban que el blockchain fuera la solución a la banca actual, pero nosotros tenemos a 100 de sus clientes diciendo lo contrario.”

Cuando se le preguntó acerca de la dificultad de captar inversionistas institucionales, el CEO comentó que la certeza regulatoria ha logrado llevar fondos hacia el mercado, señalando la importancia de la aparición de startups reconocidos para generar confianza en los inversionistas institucionales.

Asimismo, estas declaraciones estarían bien fundamentadas en la realidad, pues el reporte del último trimestre de Ripple muestra un gran crecimiento en inversión institucional, así como el hecho de que sus bancos aliados han realizado de múltiples transacciones internacionales usando su plataforma.

Sin embargo, el CEO no se muestra satisfecho aún con respecto a sus expectativas, a pesar de mostrarse muy entusiasta de cara al futuro.

Tal como los inversionistas del mercado, Garlinghouse considera que el mercado se ha visto afectado negativamente por las faltas expectativas, además de que el verdadero valor de los activos digitales reside en su capacidad de resolver problemas verdaderos.

Sobre este asunto, se mostró por demás optimista sobre las capacidades de Ripple de representar una verdadera solución, comentando:

“Lo que estamos haciendo diariamente es superar a SWIFT,” añadiendo también que “SWIFT es propiedad de los bancos, y nosotros estamos acá para ayudar a los bancos.”

Si bien hace unos días había surgido un rumor de una posible alianza entre Ripple y SWIFT, Garlinghouse desmintió esta información, mostrándose más bien desafiante ante la competencia.

Escribir un comentario