Cigarrillo Electronico

KPMG, la firmas de servicios profesionales y asesoramiento financiero, publicó un informe titulado “institucionalización de criptoactivos” donde afirma que las criptomonedas deben ser institucionalizadas para poder llegar a ser clasificadas como monedas reales.

En el informe, KPMG detalla los desafíos que enfrenta la industria de la criptomoneda y los beneficios que obtendría si llegara a ser institucionalizada.

La firma define la institucionalización como la participación a gran escala de los bancos, corredores de bolsa, proveedores de pagos y compañías de tecnología financiera en el mercado de la criptomonedas.

Creemos que este es un próximo paso necesario para que las criptomonedas creen confianza y escala“, afirma el documento.

A su vez, aprovecharon para recordar a sus clientes que los criptoactivos crean una gran oportunidad para revolucionar potencialmente el sector financiero y crear un “verdadero sector financiero global”.

Sin embargo, según el informe, para que las criptomonedas alcances dicha institucionalidad deben primero cumplir tres requisitos: que puedan puede usarse como una unidad de cuenta, como almacén de valor y unidad de intercambio.

La primera y la última condición ya las cumplen gracias a la tecnología blockchain. Pero en el informe afirman que las criptomonedas son demasiado inestables para usarse como reserva de valor.

Eso sería especialmente grave el que caso de que se quieran usar para realizar préstamos, ya que “el valor es demasiado inestable en el momento para garantizar el reembolso. Bajo estas condiciones, ni los prestamistas ni los prestatarios estarían dispuestos a correr el riesgo de realizar transacciones en criptomonedas“, dice KPMG.

El informe llega a la conclusión de que, si una criptomoneda pudiera lograr suficiente estabilidad de valor para ser usado para este propósito, podría eliminar la necesidad de tener cuentas bancarias en varios países y permitir que las personas transfieran dinero a cualquier persona sin pagar tarifas de transferencia.