La firma de puntos de referencia, Whiteblock realizó una serie de pruebas que condujeron a una conclusión más que interesante. La empresa ha mencionado que las pruebas “proporcionan un modelo completo y objetivo de diseño, rendimiento y economía [de EOS]”.

Estas consistieron en ejecutar una réplica de EOS, el cual ha sido presentado como un protocolo de cadena de bloques para una criptomoneda del mismo nombre. La información deriva de los informes de TheNextWeb.

Whiteblock informó que el análisis desarrollado por ConsenSys comenzó en el mes de septiembre y tuvieron una duración de dos meses. A raíz de ello, se ha concluido que la las transacciones de EOS no son validadas de manera criptográfica, como en una cadena de bloques.

Luego de los análisis respectivos, la firma acotó que:

“EOS es básicamente lo mismo que una arquitectura de computación en la nube centralizada [cliente / servidor] sin los componentes fundamentales de una cadena de bloques o una red de igual a igual”.

El documento de Whiteblock está prácticamente enfocado en tratar de demostrar que no hay nada que impida a quienes produzcan bloques confabularse para mantener el posicionamiento. Sin embargo, se plantea un argumento importante. La red EOS podría llegar a ser controlada por dichos integrantes confabulados y actuar de manera deshonesta.

Otro punto resaltante que surgió a raíz de la investigación es que en condiciones de configuración óptimas, la velocidad de las transacciones nunca fue mayor a 250 por segundo, es decir, la cantidad de transacciones que EOS puede procesar es muy inferior a la que ellos aseguraban. De acuerdo a lo informado en TheNextWeb, se considera que el máximo rendimiento que pudiera alcanzar es de unos 4,000 TPS.

Giacomo Zucco, fundador de BHB Network, expuso su punto de vista de acuerdo a la información suministrada por Whiteblock. En la entrevista, mencionó que en comparación con otras redes como Ethereum o Ripple, y no muestran intención alguna de modificar ello.

Escribir un comentario