Los tigres son de los animales más emblemáticos del planeta; sin embargo, esta especie de felinos enfrenta un serio peligro de extinción. Con el objetivo de promover estrategias de preservación, un equipo de investigadores se ha dado a la tarea de estudiar las variaciones genéticas entre los tigres.

Hasta el momento, no se había llegado un consenso respecto a la cantidad de subespecies que conforman dicha especie de felinos; si bien pueden haber diferencias notorias, como entre el tigre de Sumatra y el de Amur, algunos son tan similares que difícilmente pueden distinguirse.

Por tanto, un equipo de científicos se dedicó a estudiar el genoma de diversos tigres, determinando el total de subespecies que pueden encontrarse de este animal. Esto pudiese tener serias implicaciones sobre la conservación de la especie.

¿Los tigres son solo una especie o existen varias subespecies?

Así se ve un tigre de Sumatra.

A lo largo de la historia, los científicos han debatido si las diferencias entre los distintos tigres son suficientes como para dividir la especie en varias subespecies. En torno a este tema, se planteaba que existen ocho subespecies en total; entre las que aún existen, se cuentan: el tigre de Sumatra, el tigre de Amur, el tigre de Bengala, el Indochino, el tigre del sur de China.

Por su parte, otras tres subespecies, ya extintas, serían: el tigre de Bali, el tigre de Java y el tigre Caspio de Asia Central. Sobre la base de esto, los científicos se han interesado en conocer las variaciones genéticas de la especie; de esta manera, se ha descubierto que existe poca diversidad genética entre los tigres, no obstante, la diversidad es suficiente como para apoyar la separación en distintas subespecies.

De hecho, se ha observado que, por ejemplo, los tigres indochinos que viven en la península malaya difieren lo suficiente de aquellos que viven más hacia el norte como para considerar una novena subespecie, el tigre malayo.

No obstante, otros investigadores se resisten a la idea, argumentando que las variaciones genéticas no son suficientes. Así, se ha defendido la idea de que existen únicamente dos subespecies de tigre, el tigre continental y el tigre de Sunda, que habita en varias islas de Indonesia.

Todo parece indicar que existen seis subespecies de tigres

Así se ve un tigre Indochino.

Para dar respuesta a este debate, un equipo de investigadores, provenientes tanto de China como de los Estados Unidos, analizó el genoma completo de 32 tigres; a partir de ello llegaron a la conclusión de que, realmente, existen nueve subespecies de tigres. De estas nueve subespecies, en la actualidad sólo sobreviven seis.

Adicionalmente, los investigadores plantean que ciertos eventos en la prehistoria, que se tradujeron en cambios de temperatura, desencadenaron distintas adaptaciones, proporcionando diversidad genética en los tigres. Aun así, la variabilidad genética de esta especie es inferior a la de otros animales.

De acuerdo a los resultados, esto se debe a una disminución en su población durante una era del hielo que ocurrió hace unos 110.000 años atrás. A partir de allí, los cambios de temperatura, impulsados por fenómenos como la erupción el volcán de Sumatra hace 75.000 años, desencadenaron adaptaciones que reflejan las diferencias entre las subespecies que conocemos actualmente.

¿Qué implican estos resultados?

Sin embargo, esto puede tener importantes implicaciones sobre las campañas de preservación de la especie; la existencia de subespecies lo suficientemente distintas implica que no es posible reubicar especímenes a fin de aumentar el número de las poblaciones de tigres.

En este sentido, los investigadores plantean que el número de miembros de cada subespecie es, por lo general, muy pequeño, lo que son sumamente vulnerables a la extinción, bien sea causada por el hombre o relacionada a enfermedades.

Aun así, estudios como estos permiten ahondar en la comprensión sobre la diversidad genética de los tigres; esto significa que es posible tomar mejores decisiones en torno a las estrategias de conservar a la especie. Lo principal es evitar que los tigres desaparezcan del planeta, tal como ha ocurrido con otros animales.

Referencia: Genome-Wide Evolutionary Analysis of Natural History and Adaptation in the World’s Tigers, (2018). https://doi.org/10.1016/j.cub.2018.09.019

Más en TekCrispy