El jueves 25 de octubre se reveló una nueva solicitud de patente de la multinacional de servicios financieros, Mastercard. En esta, se plantea el interés de la compañía estadounidense en aplicar la banda de reserva fraccional a las criptomonedas.

El documento fue publicado por la Oficina de Patentes y Marcas de EE. UU., USPTO según sus siglas en inglés, y en él se exponen los “métodos para administras reservas fraccionar de monedas de la cadena de bloques”. A través de esta patente se buscar permitir que los comerciantes manejen los que conocemos como “monedas de la blockchain”, por medio de un procedimiento nuevo de almacenamiento que involucre simultáneamente criptografía y dinero fiat.

En los últimos años, Mastercard ha mostrado una postura mixta con relación al mercado de las criptomoneda, pero ha logrado integrarse al ganar esta nueva patente relacionada con la cadena de bloques. Aunque al mismo tiempo manifiesta que Visa considera a las criptomonedas y las Ofertas Iniciales de Moneda (ICOs) como inversiones de “alto riesgo”.

La solicitud en cuestión plantea lo siguiente:

“[…] El uso de las redes de pago tradicionales y las tecnologías de los sistemas de pago en combinación con las monedas de blockchain pueden proporcionar a los consumidores y comerciantes los beneficios de la blockchain descentralizada mientras se mantiene la seguridad de la información de la cuenta y proporciona una sólida defensa contra el fraude y el robo”.

De igual forma, la multinacional señala que es posible aplicar los principios del sistema bancario fiduciario como una medida de almacenamiento y de protección de la información y las credenciales de los consumidores y comerciantes, los cuales han sido ideados con este mismo propósito en el sistema tradicional.

Ahora bien, esto puede sonar un poco contradictorio para muchos. Y es que, como bien sabemos, la modalidad de reserva fraccionaria no requiere que el prestamista provea evidencia de que posee en realidad los fondos correspondientes a los activos del cliente. Resulta un poco gracioso para muchos comentaristas que aún con ello intente proveer una solución de transparencia para el Bitcoin y la cadena de bloques.

De hecho, en otras oportunidades se ha demostrado la prescindencia de este sistema a la hora de comprobar que realmente se tiene respaldado el dinero de los clientes. Un buen ejemplo de ello es Noble Bank, que asociado a la compañía Tether, no usaba la banca de reserva fraccionaria pero podía probar que tenía un dólar por cada token USDT en su plataforma; aunque es sabido que estos han evitado el tema de las auditorías públicas.

Escribir un comentario