Luego de que hace unos meses, en julio para ser exactos, la Comisión Europea llevara a juicio a Google  por conductas antimonopolio contra Android y su modelo de negocio.

Google ha anunciado algunos cambios en la forma en que los fabricantes europeos de teléfonos inteligentes y tabletas accederán a las aplicaciones Android de Google.

Esta medida fue tomada por la firma de Mountain View luego de que la UE le impusiera una multa por un valor de casi USD $ 5 mil millones de dólares, ya que, para la Comisión, Google obligaba a los fabricantes de la UE a preinstalar el paquete de Google Search y Chrome.

Ante esto, Hiroshi Lockheimer de Google mencionó en una publicación en el blog que, mientras se espera la apelación han informado a la Comisión Europea de los cambios que se harán.

Hemos informado a la Comisión Europea de los cambios que haremos mientras está pendiente la apelación

En primera instancia la firma actualizará los acuerdos de compatibilidad con los fabricantes de dispositivos móviles y que los socios de Android que deseen distribuir aplicaciones de Google pueden construir teléfonos para el mercado Europeo.

Estamos actualizando los acuerdos de compatibilidad con los fabricantes de dispositivos móviles que establecen cómo se usa Android para desarrollar teléfonos inteligentes y tabletas. En el futuro, los socios de Android que deseen distribuir aplicaciones de Google también pueden construir teléfonos inteligentes y tabletas no compatibles o bifurcados para el Espacio Económico Europeo (EEE).

Hiroshi mencionó además que la instalación de estos paquetes ayudó a financiar el desarrollo del sistema operativo Android y que sin la preinstalación de estas aplicaciones, los fabricantes europeos de dispositivos móviles deberán pagar una especie de tarifa de licencia para agrupar las aplicaciones Android de Google en sus dispositivos. Destacando que el sistema operativo seguirá siendo gratuito y abierto.

Dado que la preinstalación de Google Search y Chrome junto con nuestras otras aplicaciones nos ayudaron a financiar el desarrollo y la distribución gratuita de Android, presentaremos un nuevo acuerdo de licencia de pago para teléfonos inteligentes y tabletas enviados a la EEA. Android seguirá siendo gratuito y abierto.

Como segunda medida, los fabricantes podrán obtener una licencia del conjunto de aplicaciones por separado.

Los fabricantes de dispositivos podrán obtener la licencia del conjunto de aplicaciones móviles de Google por separado de la aplicación de búsqueda de Google o el navegador Chrome.

Adicionalmente Google ofrecerá acuerdos comerciales a los socios para la instalación de aquellas aplicaciones de la competencia.

También ofreceremos nuevos acuerdos comerciales a los socios para la preinstalación y colocación no exclusivas de Google Search y Chrome. Como antes, las aplicaciones de la competencia pueden preinstalarse junto con la nuestra.

Se planea que este nuevo acuerdo de licencia entre en vigencia este 29 de octubre para todos los nuevos teléfonos inteligentes y tabletas lanzados en Europa, y aunque no se conoce cuál será el precio que deberán pagar los fabricantes, algunas fuentes de la multinacional tecnológica han mencionado que éste monto será modesto, pero, podrá ser sostenible por los fabricantes.

Más en TekCrispy