Desde que se han intensificado las emisiones de carbono a la atmósfera, el planeta se ha calentado de formas extremas. Lo peor de todo es que no hemos sido capaces de revertir esta terrible situación. Así, de acuerdo a reportes recientes, contamos con apenas 10 años para evitar un desastre climático.

Para nadie es un secreto las consecuencias negativas del calentamiento global; sin embargo, de continuar esta situación, en 2030, todos los habitantes de la tierra sufriremos devastadoras consecuencias. En este sentido, se requiere de acciones inmediatas para frenar este fenómeno.

El cambio climático afecta negativamente la fertilidad masculina de los insectos

De continuar el calentamiento climático, podría ocurrir un desastre climático sin igual

Es imperante reducir las emisiones de carbono a fin de frenar el calentamiento global.

Siguiendo lo postulado por el Acuerdo de París, es necesario evitar que la temperatura del planeta aumente 2º centígrados más. No obstante, según estimaciones recientes, el límite está en los 1,5º centígrados. Al respecto, investigaciones previas han demostrado cómo el calentamiento global tiene un efecto cíclico; en este sentido, las condiciones derivadas de este fenómeno empeoran su incidencia.

De esta manera, a medida que el calentamiento global aumente, se espera un desastre climático sin igual. Tal como hemos visto, fenómenos como huracanes y tormentas han aumentado en frecuencia e intensidad a lo largo de los años; así, de continuar como vamos, las consecuencias serán aún peores.

Según el más reciente informe del Panel Intergubernamental sobre el Cambio Climático, el aumento estimado de las temperaturas puede desencadenar diversos desastres naturales; entre ellos, se estima que un aumento de 1,5º a 2º centígrados puede traducirse en la pérdida del 70 al 90% de los corales en el mundo. Esto también implica una mayor deforestación y contaminación a partir del uso de combustibles basados en carbono.

En la misma línea, se esperan desastres ecológicos masivos, tales como la intensificación de la acidificación de los océanos y el aumento del nivel del mar; esto implica que muchas islas y zonas costeras serán inhabitables. Adicionalmente, el aumento de las temperaturas puede aumentar la incidencia e intensidad de desastres climáticos como tormentas, sequías, nevadas, entre otros. Además, todo esto tiene un impacto económico que puede ser devastador para las poblaciones más empobrecidas.

Se requieren medidas urgentes para evitar la devastación

De no tomar medidas urgentes, seremos testigos de un desastre climático.

Tal como se ha observado, si la temperatura del planeta aumenta 1,5º o más, aproximadamente 7 mil millones de personas conocerán un futuro devastador para el 2030. Esto significa que tenemos un tiempo sumamente limitado para luchar contra el calentamiento global.

Por lo tanto, se hace necesario el desarrollo de estrategias que permitan disminuir las emisiones de carbono a la atmósfera; de esta manera sería posible frenar el calentamiento global. De acuerdo a las estimaciones, esto requiere de inversiones que pueden alcanzar los 3 trillones de dólares anuales hasta la fecha propuesta.

El plan de unos científicos para alimentar a 10 mil millones de personas en 2050

Adicionalmente, los expertos aseguran que no existe una solución única para el calentamiento global; más bien, se requieren de múltiples soluciones en conjunto que se conformen como una estrategia grande y poderosa.

Finalmente, en el informe se deja ver la necesidad de disminuir en un 45% las emisiones de carbono, lo que requiere, además de políticas gubernamentales, cambios en el estilo de vida de las personas. Tal como vemos, estamos en el momento justo para revertir esta situación; de otra manera, seremos testigos de un desastre climático sin igual.

Referencia: Intergovernmental Panel on Climate Change, (2018). GLOBAL WARMING OF 1.5 °C an IPCC special report on the impacts of global warming of 1.5 °C above pre-industrial levels and related global greenhouse gas emission pathways.

Más en TekCrispy