La Comisión Nacional del Mercado de Valores de España (CNMV) publicó hoy un reporte donde definen los requisitos para las Ofertas Iniciales de Moneda (ICO).

La CNMV es un organismo dependiente de la Secretaría de Estado de Economía y Apoyo a la Empresa del Ministerio de Economía y Competitividad, fundado en 1988, encargado de la supervisión de los mercados de valores en España.

En febrero de este año, el ente regulador publicó un comunicado parecido, y que aún sigue en vigencia. De hecho, el documento publicado hoy es una ampliación de ese otro.

En el documento se trata definir cuando un token es un valor negociable. La diferencia de esta regulación con respecto a la de febrero es que no consideraran un valor negociable aquellos tokens que no aclaren su plan de negocio.

“Se estima adecuado excluir de la consideración como valor negociable aquellos casos en los que no quepa razonablemente establecer una correlación entre las expectativas de revalorización o rentabilidad del instrumento y la evolución del negocio o proyecto subyacente”, dice el comunicado.

También se habla del alcance de las intervenciones de las autoridades autorizadas. Señalando que no tiene que ser necesaria, en principio, la intervención para realizar la custodia de los valores.

Otra cosa que señalaron es que aquellos tokens que se comercializan fuera de las fronteras de España no se verán regidas por estás leyes: “si los tokens se negocian en un mercado no español la CNMV no es competente para exigir que estén representados mediante anotaciones en cuenta.”

Otro punto a resaltar es que los tokens categorizados como valores negociables, deben representarse por medio de anotaciones en cuenta o títulos para que puedan ser negociados en plataformas de intercambio españolas.

Este representa otro esfuerzo más por parte del gobierno español para regular esta industria de rápido crecimiento.