Acceso Correo

El tema de la seguridad cuando se trata de nuestra información es un asunto que debemos llevar con cuidado. Es decir, nuestros dispositivos y sobre todo, nuestras cuentas de correo contienen información valiosa que solo debería estar en nuestras manos, sin embargo esto no siempre es así. En la actualidad resulta común que algunos servicios en internet soliciten permisos de acceso a tu cuenta de correo, de modo que estamos poniendo en las manos de un tercero todos los datos que manejamos en nuestra bandeja, que pueden ir desde cuentas bancarias hasta tu servicio de Netflix, de modo que básicamente estamos regalando nuestra información.

¿Por qué estos servicios solicitan acceso a nuestros correos?

Acceso Correo

Las distintas manera de facilitar el acceso a cualquier servicio web dieron pie a este tipo de prácticas, por ejemplo, si deseas registrarte en cualquier servicio de compras muchas páginas dan la posibilidad de hacerlo directamente desde tu cuenta de Facebook o Google, sin necesidad de llenar un formulario. Al ejecutar esta opción lo que hace el sitio web es solicitarte permisos para acceder a tus cuentas y obtener la información que necesitan para el registro y mucho más.

De modo que este tipo de métodos de registro también trascendió a las cuentas de correo electrónico, a través de servicios como Unroll, por ejemplo, que prometía la desafiliación de los molestos boletines informativos que recibimos en nuestra bandeja. De modo que para lograrlo debes ingresar tu cuenta de correo electrónico y permitirle el acceso total para que ejecute su función, sin embargo, en 2015 se reveló que la empresa vendió toda la data recolectada a Uber con fines de mercadeo.

¿Qué hacer si algún servicio solicita acceso a nuestro correo?

Acceso Correo

En ese sentido, genera mucha desconfianza el hecho de que cualquier servicio solicite acceso total a tu cuenta de correo electrónico, tomando en cuenta la cantidad de información personal que se maneja. Al poner nuestros datos en manos de terceros no solo corremos el riesgo de que esta información sea vendida a otras empresas, sino que quedamos vulnerables ante cualquier ataque que reciban las compañías que tienen nuestra información en su poder.

De manera que si piensas registrarte en algún portal o servicio web que requiera permisos para acceder a tu cuenta de correo electrónico, piensa muy bien en los riesgos que representa. Incluso, si anteriormente has dado permisos a alguna aplicación y quisieras revocarlo o verificar los accesos que has permitido, puedes ingresar a este enlace si tu cuenta es Gmail.

Más en TekCrispy