La Commodity and Futures Trading Commission (CFTC) salió airosa de su disputa en contra de la empresa de criptomonedas neoyorquina CabbageTech Corp, tras la determinación del juez del Distrinto Oriental de New York de este pasado 24 de agosto de que había evidencia creíble de que la empresa estaría defraudando a sus clientes.

De acuerdo con el reporte, la corte habría determinado que CabbageTech estaría involucrada en una seria malapraxis de trading que calificaría de “fraude contundente y vicioso.”

CabbageTech, también conocido como Coin Drop Markets (CDM) llevaba varios meses en la mira de la CTFC antes de que la agencia presentara cargos formalmente. En enero de 2018 mediante una nota de prensa, la agencia resaltó las prácticas objetables llevadas a cabo por la empresa de trading de criptomonedas.

“La CTFC resalta que desde enero del 2017, McDonnell y CDM se involucraron en un esquema fraudulento para inducir a los clientes a enviar dinero y divisas virtuales a CDM, supuestamente en cambio de un servicio de asesoría de trading en tiempo real, así como compra y venta en nombre de los usuarios bajo la dirección de McDonnell,” comentó la agencia.

OneCoin asegura que no es un fraude piramidal sino una criptomoneda centralizada

Durante un juicio sin jurado en el mes de julio, la CFTC presentó su caso y explicó las operaciones fraudulentas de CabbageTech y cómo habrían afectado a un gran número de inversionistas a lo largo y ancho del país.

El juegz Jack Weinstein, que se encontraba a cargo de los procedimientos, comentó que la evidencia presentada ante la corte era prueba suficiente de que la empresa y su presidente, Patrick McDonnell, no se habrían apegado a la Acta de Intercambio de Valores.

En este sentido, los acusados fueron encontrados culpables de violar leyes y regulaciones federales deliberadamente para defraudar a sus clientes.

Así, la Corte ordenó a la compañía a pagar hasta US$ 871,287 en multas, además de restituciones que ascenderían hasta los US$ 290,429 y, por si fuera poco, se le solicitó a la CFTC que instaurara una prohibición permanente a los acusados, impidiéndoles involucrarse en empresas similares de por vida.

Más en TekCrispy