Sistema Exoplanetario

Luego de enterarse que las regulaciones de criptomonedas y blockchain que estaban pautadas para otoño de este año en Canadá han sido pospuestas, el portal Bitcoin Magazine, contacto a varios líderes dentro de la industria de ese país para registrar sus impresiones con respecto a la postergación y las consecuencias que creen, traerá la situación. Las nuevas regulaciones serán discutidas a finales del año que viene para luego ser implementadas en 2020.

En poco más de un año se celebrarán las elecciones federales de Canadá, por lo que el gobierno tiene la vista puesta en otros intereses muy alejado de las regulaciones que tenía pensado emitir en otoño. Luego de que varias personas expresaron preocupación al ver un borrador en junio, que contenía regulaciones más estrictas, consideran que la postergación es algo positivo.

Sin embargo, existen personas que creen lo contrario ya que la demora puede dañar la competitividad del país dentro del mercado de las criptodivisas y ven como, por ejemplo, Suiza y Malta están a tomando la delantera al contar con menos regulaciones y un entorno fiscal que favorece la actividad.

La Asociación de Blockchain de Canadá (BAC, por sus siglas en inglés) aprecia la precaución con la que actúa el gobierno y piensan que fueron positivos los comentarios y recomendaciones que se hicieron con respecto al borrado y eso contribuyó a que el gobierno decidiera retrasar las nuevas legislaciones. Para Kyle Kemper, CEO de la asociación:

“La decisión de retrasar las regulaciones sienta bien para el espacio canadiense de blockchains y criptomonedas. El gobierno está comprometido con una agenda de innovación y en ocasiones … puede ser mejor observar e intervenir lo menos posible.”

Por su parte, el influyente Instituto de Investigación Blockchain (BRI, por sus siglas en inglés), luego de una reunión con 70 participantes de la industria, presentó un informe al Departamento Federal de Finanzas con recomendaciones minuciosas y detalladas. Los participantes piden un punto medio para crear una industria competitiva y que para ello se necesita un trabajo sustancial en la creación de regulaciones. El informe decía:

“… a medida que se desarrolla la revolución de la blockchain, los reguladores deberían evitar la sierra eléctrica cuando la microcirugía podría ser suficiente. Para estar seguros, no queremos el salvaje oeste”.

BRI propone la creación de un organismo regulador como la Comisión de Bolsa y Valores de los Estados Unidos y considera que el modelo de regulaciones actuales corresponde a uno más simple donde la innovación de los mercados era limitado. El informe señala que Canadá es el único país con una democracia desarrollada que no tiene un ente regulador de valores a nivel federal.