En la actualidad, la mayor atención con respecto a los smartwatches se ha centrado en el Apple Watch, el recientemente lanzado Galaxy Watch e incluso en algunos modelos de Fitbit. Como hemos visto, esta última parece haber priorizado el mercado de los amantes del deporte, y la prueba más reciente de ello ha sido el Fibit Charge 3, anunciado hoy.

A simple vista, este dispositivo luce muy parecido al Charge 2, sobre todo en lo que se refiere a la pantalla en blanco y negro, la forma y el tamaño. Sin embargo, una mirada de cerca la pulsera de ejercicios, que ya puede ser catalogada como un smartwatch más de Fitbit, muestra un nuevo cuerpo de aluminio y una pantalla con Gorilla Glass 3 que fue tomada de su línea de relojes Versa.

De hecho, la pantalla ahora es táctil e incluye soporte para colores en escala de grises, más allá del simple blanco y negro, e incorpora un 40 por ciento más de zonas activas en la pantalla con respecto al Charge 2.

El Fitbit Charge 3 es resistente al agua hasta 50 metros de profundidad, y ahora incluye soporte para seguimiento de natación, que se unen a otras formas de ejercicio que los dispositivos de Fitbit han incluido desde el pasado. Además, su sensor de frecuencia cardíaca ha sido mejorado y ahora es más preciso, e incluso agrega un sensor de SpO2, o saturación de oxígeno, que se encuentra en sus relojes inteligentes.

Con respecto a la autonomía del dispositivo, el Charge 3 ofrece hasta siete días de duración de la batería con apenas una carga, superando a su predecesor, que tenía una autonomía de 5 días. El botón físico que se incluyó en el Charge 2 fue reemplazado con un nuevo botón ‘inductivo’ en el Charge 3, y se parece mucho al botón de inicio de los iPhone más recientes de Apple.

Las nuevas mejoras en la batería, el diseño e incluso el precio de este nuevo dispositivos, sacrificó la inclusión de la tecnología GPS en el Charge 3. En este sentido, Fitbit señaló que la cantidad de personas que corren sin sus smartphones continúa siendo minoritaria.

En relación al seguimiento de ejercicios, el Charge 3 incluye una opción para ver datos de sus pasos recorridos, minutos ejercitados, calorías quemadas y más. Asimismo, los usuarios podrán establecer objetivos específicos sobre estos ítems, y también de la distancia que recorrerá antes del entrenamiento para posteriormente cumplirla.

Una característica especial de este dispositivo es ser el primero de Fibit en incluir soporte para notificaciones de smartphone. En tal sentido, los usuarios podrán ver notificaciones de llamadas, calendario y textos de la app del Charge 3. Asimismo, se podrán rechazar o aceptar llamadas, y para dispositivos Android, se podrán responder mensajes con respuestas predeterminadas.

El Charge 3 llegará en dos modelos, una versión Core de US$ 149.95 y una edición especial de US$ 169.95, que incluye soporte NFC y para pagos Fitbit Pay. De momento, existen dos colores disponibles, uno de color grafito con borde negro, y uno de pantalla negra con bordes de color oro rosa. Las reservas se han activado hoy en el sitio web de Fitbit y la llegada del smartwatch se hará efectiva en octubre próximo.