En los últimos meses, los escándalos en torno a la violación de la privacidad se han intensificado, desde la permisividad de Facebook en el caso de Cambridge Analytica, que ha desempolvado otra gran cantidad de información en relación a la forma en que esta red social manipula los datos de sus usuarios, hasta la puesta en marcha de la GDPR en Europa, que ha salpicado a grandes industrias tecnológicas como Google.

Ahora, se suma otra polémica protagonizada por este, y es que luego que en un reciente estudio, descubrieron que la compañía de Mountain View puede conocer tu ubicación aunque deshabilites la opción “Rastrear ubicación”. Ahora, la empresa se manifiesta y tal parece que los investigadores tenían razón en relación a esto.

En su momento, la empresa negó tales acusaciones, sin embargo, una reciente modificación en las descripciones sobre el funcionamiento del “Historial de ubicaciones”, deja entredicho las previas declaraciones de Google.

Recordemos que, una investigación de Associated Press descubrió que muchos servicios de Google, tanto en dispositivos Android e iPhones, almacenan tus datos de ubicación incluso si ha utilizado una configuración de privacidad que dice que impedirá que Google lo haga.

En parte del documento explican:

La página de asistencia de Google sobre el tema dice: “Puedes desactivar el Historial de Ubicaciones en cualquier momento. Con el Historial de ubicaciones desactivado, los lugares a los que vas ya no están almacenados “.

Eso no es verdad Incluso con el Historial de Ubicaciones en pausa, algunas aplicaciones de Google almacenan automáticamente los datos de ubicación con sello de tiempo sin preguntar. (Es posible, aunque laborioso, borrarlo).

Luego que Google afirmara que “puede usar la ubicación para mejorar la experiencia de los usuarios, pero que para evitarlo podías solo desactivar una opción llamada ‘Actividad Web y de Aplicaciones’.

Ahora, la compañía ha emitido un comunicado a AP anunciando las modificaciones en la descripción de estas actividades.

Hemos actualizado la descripción sobre el Historial de Localización para hacerlo más consistente y claro a través de nuestras plataformas

En la nueva descripción, Google asegura e incluso, desvela que aunque se desactiven las opciones mencionadas arriba, y el historial de ubicación, la empresa puede seguir recolectando tu información mientras uses Google Maps y otros servicios de la compañía: “algunos datos de ubicación pueden guardarse como parte de tu actividad en otros servicios, como Búsquedas y Mapas”.

Antes del cambio, la página afirmaba que con el Historial de ubicaciones desactivado “ya no se almacenarán los lugares que visites”.

El problema de la privacidad afecta a unos dos mil millones de usuarios de dispositivos que ejecutan el software operativo Android de Google, y cientos de millones de usuarios de iPhone en todo el mundo que confían en este para hacer cualquier tipo de búsqueda.