Los bancos del Reino Unido estarían tras la pista de los propietarios de criptomonedas. Así, los individuos que han cobrado grandes montos de criptomonedas (de forma legítima), encontrarían sus fondos congelados y el acceso a sus cuentas bloqueados sin ningún tipo de advertencia previa.

El miedo relacionado al posible lavado de dinero y la desconfianza hacia el Bitcoin en general generaron estas políticas, en la que una víctima incluso asevera que sufrió una redada en su casa y su computadora fue incautada por la policía del Reino Unido.

Las finanzas tradicionales y las criptomonedas no se han llevado bien desde el principio. Mientras que algunos países han adoptado posturas amigables hacia los activos digitales, como Malta, Gibraltar y Liechtenstein, la mayoría habría fungido como férreo antagonista de las criptomonedas.

Un gran ejemplo de esto es el Reino Unido, que, a menos que seas una multinacional de renombre como Coinbase; podría bloquearte el acceso a tus cuentas bancarias si has obtenido dinero mediante las criptomonedas.

Esta semana, un entusiasta británico de las criptomonedas que prefirió mantenerse anónimo, declaró a news.Bitcoin.Com que su cuenta de banco habría sido congelada y sus fondos apresados por el Clydesdale Bank sin ningún tipo de advertencia o explicación y que “eventualmente el gerente de la agencia le comentó que ya no quería tener ningún tipo de relación con ‘ese tipo de gente’ (usuarios de criptomonedas).”

Este no sería el único caso reportado de usuarios británicos que han sido maltratados por entidades bancarias, lo que ha llevado a la mayoría de los entusiastas de las criptomonedas a adoptar duras medidas de seguridad.

En el sitio de intercambio peer-2-peer Localbitcoins.com, traders del reino unido cambian grandes montos de BTC a diario, solicitando, en mayor medida, que las referencias a los pagos no incluyan nada referente a criptomonedas, o de lo contrario podrían encontrarse en gran peligro.