Generalmente, las personas de mal carácter tienden a creer que tienen unas habilidades intelectuales superiores a las del resto de las personas. No obstante, de acuerdo a una nueva investigación, esto no es tan cierto.

Específicamente, el Psicólogo Marcin Zajenkowski, de la Universidad de Varsovia, junto al también Psicólogo Gilles Ginac, de la Universidad de Western Australia, plantean que la ira se relaciona al optimismo y al narcisismo, lo que implica que las personas tendientes a mostrar un mal carácter, sobreestiman sus capacidades.

De esta manera, para probar esta hipótesis, diseñaron una investigación para la que reclutaron a 528 participantes voluntarios a quienes se les solicitó que respondieran unos cuestionarios relacionados a su temperamento; asimismo, se les solicitó que evaluaran su inteligencia a partir de una escala de 25 puntos. Adicionalmente, se usaron pruebas objetivas para medir sus habilidades intelectuales.

En este sentido, al analizar los resultados, los investigadores no encontraron ninguna relación real entre el temperamento de las personas y sus niveles de inteligencia, lo que implica que una persona de mal carácter puede, sin ningún problema, ser inteligente o no.

No obstante, se observó que las personas de mal carácter suelen sobreestimar sus habilidades intelectuales. En particular se descubrió que estas personas muestran rasgos exagerados de optimismo y de narcisismo, lo que puede entorpecer las relaciones interpersonales. Al respecto, los investigadores proponen:

“Los narcisistas no logran establecer relaciones íntimas y profundas con los demás, sino que se creen superiores y pretenden dominarles”.

En torno a esto, los investigadores infieren que las dificultades asociadas al mal carácter y a los mencionados rasgos de personalidad, se relacionan a los pensamientos de superioridad, lo que puede dar lugar a pensamientos tales como “Yo soy inteligente y los demás son estúpidos”, entorpeciendo el desarrollo de relaciones interpersonales saludables.

En síntesis, al parecer, las personas de mal carácter tienen problemas para relacionarse con quienes les rodean en atención a sus creencias de superioridad que les mueven a intentar dominar a los demás, pues sobrevaloran sus habilidades, y, al mismo tiempo, menosprecian el desempeño de otras personas.

No obstante, debemos tener ciertas reservas con estos resultados, pues se trabajó con una muestra muy restringida, ya que todos los participantes eran estudiantes universitarios de Polonia. Adicionalmente, las medidas empleadas son susceptibles de arrojar resultados inexactos.

En la misma línea, es importante tener presente que se trata de un estudio correlacional, por lo que se requieren más investigaciones para lograr la posibilidad de establecer relaciones causales entre las variables sometidas a estudio.

Referencia: Why do angry people overestimate their intelligence? Neuroticism as a suppressor of the association between Trait-Anger and subjectively assessed intelligence, (2018). https://doi.org/10.1016/j.intell.2018.07.003