De manera sorpresiva, a partir del año 2012 se ha registrado una caída en los niveles de felicidad de los adolescentes. Interesados en ver si los cambios en la forma en que los adolescentes pasan su tiempo libre podrían explicar este fenómeno, un equipo de investigadores de la Universidad Estatal de San Diego realizó un estudio que exploró el vínculo entre la satisfacción con la vida de los adolescentes y el tiempo que pasan frente a una pantalla.

Para el estudio, los investigadores analizaron datos de una encuesta representativa a nivel nacional que se realiza anualmente desde 1991, la cual involucra a más de un millón de estadounidenses de octavo, décimo y duodécimo grado.

¿Agotamiento laboral?, así puedes combatirlo

La encuesta preguntó a los estudiantes sobre la frecuencia y cuánto tiempo pasaban en sus teléfonos, tabletas y computadoras, así como preguntas sobre sus interacciones sociales en persona y su felicidad general.

Los investigadores encontraron que los adolescentes que pasaban mucho tiempo frente a dispositivos de pantalla, bien sea jugando juegos de computadora, interactuando en redes sociales, enviando mensajes de texto, video chat o viendo televisión, eran menos felices que aquellos que invirtieron su tiempo libre tiempo en otras actividades como practicar deportes, leer periódicos y revistas, o interactuar socialmente cara a cara.

El coautor del estudio, profesor Jean Twenge, catedrático de psicología en la Universidad Estatal de San Diego, comentó:

“Aunque este estudio no puede mostrar la causalidad, varios otros estudios han demostrado que un mayor uso de las redes sociales conlleva a la infelicidad; sin embargo, la infelicidad no conlleva a un mayor uso de las redes sociales”.

Pero los investigadores también evidenciaron que la abstinencia total de la pantalla tampoco conduce a la felicidad. Los adolescentes más felices usaban medios digitales un poco menos de una hora por día. Pero después de una hora diaria de tiempo de pantalla, la infelicidad aumentó constantemente junto con el incremento del tiempo de pantalla.

Los autores del estudio indican que la clave entre de los medios digitales y la felicidad es el uso limitado. Al respecto, recomiendan tratar de no pasar más de dos horas al día en medios digitales y tratar de dedicarle más tiempo a actividades como hacer ejercicios o compartir cara a cara con sus amigos, dos acciones que han sido relacionadas de manera confiable con una mayor felicidad.

Los diagnósticos psiquiátricos actuales no tienen validez científica, te explicamos por qué

En cuanto a las tendencias históricas de los mismos grupos de edad desde la década de 1990, los investigadores encontraron que la proliferación de dispositivos de pantalla coincidió con una disminución general en la felicidad reportada en los adolescentes estadounidenses.

Específicamente, la satisfacción con la vida, la autoestima y la felicidad de los jóvenes se desplomaron después de 2012. Ese es el año en que el porcentaje de estadounidenses que poseen un teléfono inteligente sobrepasó el 50 por ciento.

Referencia: Decreases in Psychological Well-Being Among American Adolescents After 2012 and Links to Screen Time During the Rise of Smartphone Technology. Emotion, 2018. http://dx.doi.org/10.1037/emo0000403

Más en TekCrispy