Netflix, transmite películas en modo streaming y es la “base” del nuevo proyecto que Microsoft planea mostrarnos en el 2020, su nueva plataforma de videojuegos.

Según Brad Sams, en Thurrott, Microsoft podría tener en mente un proyecto que revolucionará la forma en que jugamos.

Sams afirma que el “Proyecto Scarlett” como es denominado, será la nueva generación de consolas, sucesoras de la Xbox One y la Xbox One X. Scarlett comprende dos consolas, una Xbox más ligera y una consola más tradicional.

La primera esta pensada para videojuegos en formato streaming, mientras que en la tradicional se reproducirían los juegos físicos y digitales como hasta ahora.

En la actualidad, los juegos de Xbox se ejecutan desde la nube, toda colisión que ocurra durante el mismo, es tratada en una comunicación constante con un servidor remoto, sin embargo, Microsoft planea algo más “rápido” y quiere darle cierta capacidad computacional a la propia consola con esta forma streaming, ya que designará una cantidad limitada de potencia informática localmente, para tareas como la entrada del controlador, el procesamiento de imágenes y la detección de colisiones.

3 alternativas para reemplazar el explorador de Windows 10

Según Thurrott, cualquier juego que esté transmitiendo se ejecutará en dos lugares, uno localmente y otro a través de los servidores de Microsoft. Luego, la compañía utilizará su plataforma Cloud, para unir ambas partes y tener una experiencia perfecta. Estas versiones están siendo diseñadas por el equipo que desarrolló la Xbox One X.

Esta Xbox más ligera esta destinada a aquellos fanáticos de los streaming, con ayuda del ya conocido servidor, Scarlett Cloud, una plataforma anunciada por Microsoft durante el E3 2018. Para Brad esta versión streaming no implicará un mayor costo y asegura que ambos sistemas, la consola tradicional y la streaming, podrían llegar al mercado en el 2020.

Más en TekCrispy