El día de ayer, el CEO de Facebook, Mark Zuckerberg, fue noticia cuando emitió declaraciones polémicas al sitio web Recode, afirmando que los usuarios que realizan publicaciones en la red social negando el Holocausto son ofensivos, pero ello no quiere decir que deban ser eliminados de la plataforma, porque pueden estar cometiendo un ‘error honesto’.

Zuckerberg, quien es judío, ya ha permitido anteriormente páginas antisemitas de Facebook, lo que quiere decir que más allá de la polémica, el ejecutivo no está preocupado por este tipo de discurso. Sin embargo, un informe de The New York Times (NYT) que se hizo público pocas horas después de las declaraciones de Zuckerberg, revela que la compañía si mantiene sus preocupaciones por los mensajes que incitan a la violencia en algunos países, y aseguró que comenzaría a eliminar las noticias falsas que conducirían a las personas a daños físicos.

Estas afirmaciones las hizo Tessa Lyons, directora de productos de Facebook, quien considera que existe desinformación en ciertos países que pueden ocasionar tensiones subyacentes y conflictos físicos, por lo que Facebook estaría eliminando este tipo de contenido en vez de reducirlo.

Ex socio de Mark Zuckerberg pide la ruptura de Facebook, Instagram y WhatsApp

Pero más allá de esta medida, cabe la duda sobre si estas declaraciones van en correspondencia con el pensamiento general de la compañía de Zuckerberg, ya que, tal y como informamos la semana pasada, John Hegeman, director del Feed de Noticias de Facebook, aseguró a una periodista de CNN que el hecho de que las noticias fuesen falsas no viola los estándares de la comunidad, y que ello no implicaría el cierre de una cuenta.

Posteriormente, la red social aclaró que eliminar estas cuentas sería lo contrario a los principios básicos del libre discurso, lo que prácticamente va en contra con la necesidad de eliminar el contenido desinformativo que incita al odio, como afirmó Lyons al NYT el día de ayer.

Más en TekCrispy