Si llevas algo de tiempo en el mundo de las criptomonedas, sabrás que la mayoría de la comunidad tiene como principal mantra el “hodl” o hold, es decir, acumular y “aguantar” los Bitcoin y demás altcoins bajo la premisa de que en algún momento su valor se catapultará “a la luna”.

Esta tendencia se mantiene especialmente cuando el mercado sufre caídas, con los holders incluso tratando de acumular más Bitcoin sin gastarlos bajo la esperanza de que esta estrategia los haga millonarios un día.

No obstante, habría más formas de hacer dinero con las criptomonedas, siendo el “rebalanceo” una de las más populares. El rebalanceo simplemente dicta que una vez el valor de cierta criptomoneda baja de un valor determinado, el inversionista lo venderá para evitar pérdidas y asegurar las ganancias ya obtenidas.

En este sentido, un estudio reciente de la compañía Shrimpy demostró que el rebalanceo sería más efectivo que el holding, al menos en el 64% de los casos, señalando que el número mayor de bienes incrementaba el rendimiento del portafolio, y que disminuir el período de rebalanceo también sería más efectivo para la acumulación de ganancias. En consecuencia, lo ideal sería contar con un portafolio de muchos bienes y rebalancearlo frecuentemente.

“Si seleccionas 10 bienes al azar y los rebalanceas al menos una vez al mes, tendrás un chance de 99.75% de tener un mejor rendimiento que comprando y holdeando” reza el estudio de Shirmpy.

Esta investigación sería lapidaria para los holders, que durante años han establecido esta política como la única forma segura de ver réditos a largo plazo cuando se trata de las critpomonedas.