Uno de los inversionistas de criptomonedas más reconocidos de China y el mundo, Li Xiaolai; ha renunciado a su rol de socio gerencial del fondo del Hangzhou Xiong’An Blockchain Fund, valorado en mil millones de dólares, tras supuestos comentarios difamatorios en su contra.

Esto surge en medio de una disputa personal en internet entre Xiaolai y Chen Weixing, un emprendedor de la comunidad cripto que no ha reparado en sus ataques al magnate a lo largo de los últimos meses.

El lunes en la noche, Xiaolai anunció su renuncia en su cuenta de Weibo, aseverando que tomó la decisión en aras de preservar la reputación de la inversión de blockchain apoyada por el gobierno, vigente desde abril de este año.

“La serie de difamaciones de Chen Weixing en mi contra ha traído impactos materiales y negativos hacia la reputación del Xiong’An Blockchain Fund (…) para dejar que el gobierno de Hangzhou continúe apoyando el desarrollo del blockchain, renunciaré a mi rol como socio gerencial”.

Como ya habríamos reportado desde Coincrispy el mes pasado, Chen Li abiertamente catalogó al cripto-magnate de ser un “fraude” y un “tumor” para la industria de las criptomonedas, alegando además que sostenía una deuda de 30,000 bitcoins a un grupo de inversionistas y que no sería capaz de pagarlos debido a que los habría perdido en apuestas.

La respuesta de Li no se hizo esperar, pero lejos de calmar las aguas; la situación se tornó más turbia al filtrarse una grabación de una reunión privada y “llena de obsenidades” entre Li y otros individuos, en la que no reparó en criticar arduamente a los inversionistas de Ripple y al reconocido exchange Binance.

Esta grabación ocasionó que Chen lo atacara duramente en las redes sociales, acusándolo de ser un mentiroso y cuestionando la legalidad del Xiong’An Blockchain Fund, preguntándose si al gobierno local habría realmente otorgado los fondos prometidos.

Cabe destacar que la renuncia de Li sucede en medio de una demanda hacia Chen por supuesta difamación, alegando que el emprendedor “no sabría nada de blockchain y sólo podría ganar fama a través de la difamación”.