El gobierno norteamericano aprobó, en primera instancia, una reforma que busca estudiar el uso de las criptomonedas en temas relacionados al tráfico sexual o la facilitación de drogas, entre otros propósitos.

El representante del Distrito 51 del estado de California, Juan Vargas, propuso la ley en la cámara de representantes de este país que fue aprobada por unanimidad y busca “… Ayudar al congreso a entender la extensión de cómo se usan las criptomonedas en la facilitación de drogas y el tráfico sexual”, todo esto con el fin de poder crear leyes efectivas que ayuden a detener estos crímenes.

Ahora, la ley pasará a la cámara del senado en donde será discutida y votada nuevamente en espera de que el presidente norteamericano Donald Trump la firme y se convierta en ley. Aún no se sabe cuáles serán los parámetros que se usarán para realizar dicha medición o cuánto tiempo durará dicho estudio.

Estados Unidos lleva la mayor parte de un siglo en una lucha contra las drogas. En la década de los 20’s era la marihuana, en los 60’s el LSD, en los 70’s y 80’s la cocaína y en la actualidad los fármacos por prescripción y la heroína en lo que se ha calificado como la crisis de los opioides, que se calcula, mata a más de 20.000 personas al año.

Por otra parte, esta sería la segunda propuesta de legislación que intenta detener el tráfico sexual. Ya en febrero se propuso la Ley FOSTA-SESTA que prohíbe la publicación de anuncios de trabajadoras sexuales en fórums y portales tales como Craigslist y Backpage, de manera tal que personas que usan estos servicios se vean perjudicadas.