En un anuncio reciente, Brad Garlinghouse, el CEO de la compañía Ripple, anunció que está trazando planes para hacer que grandes exchanges listen el XRP, siendo uno de ellos el reconocido Coinbase.

La compañía con sede en San Francisco, California, actualmente ofrece servicios en bitcoins (BTC), Ethereum (ETH), bitcoin cash (BCH) y litecoin (LTC); además, tiene planes para agregar en breve el Ethereum Classic (ETC); no obstante, desde hace tiempo ha ignorado su vinculación con el XRP, a pesar que es valuado en $21 millones de dólares en capitalización del mercado, sin mencionar que ofreció el pago de US$1 millón para que la casa de cambio lo enliste.

Cabe destacar que Ripple ha tenido un alto movimiento en el mercado actual. Por ejemplo, la compañía vende sus servicios en tecnología Blockchain a otras instituciones financieras alrededor del mundo, a fin de crear soluciones que traigan una mayor efectividad en los procesos y permita reducir costos asociados a transacciones.

De acuerdo con lo comentado por Garlinghouse en una entrevista con Fortune:

A medida que resolvemos los problemas a escala de las instituciones, creo que a Coinbase le interesa participar en eso. [Sin embargo], no puedo expresar lo que Coinbase decide o no hacer.

Hay que aclarar que parte de las razones por las que Coinbase y otros exchanges han negado la inclusión del XRP ha sido debido a la falta de claridad legal. En este sentido, la instancias del gobierno, como la SEC, no lo han considerado un activo o valor.

Coinbase anuncia que Coinbase Earn está disponible en más de 100 países

Aunque por parte del propio Garlinghouse está claro que “XRP no es un activo. Por un lado, la cadena de bloques del XRP existe independientemente del Ripple y seguiría funcionando incluso si la compañía fallara; Además, los tokens XRP cumplen una función tecnológica (facilitar transacciones monetarias) que los valores tradicionales como las acciones no tienen. XRP tampoco da derecho a sus titulares a participar en Ripple de la compañía”. Por estas y más razones la compañía ha recibido tantas negativas por parte de otras instancias del mercado.

Aún así, Garlinghouse y su equipo afirman que, pese a sus esfuerzos por ser aceptados por Coinbase, no poseen control sobre sus decisiones personales. Además, se negó a predecir si otros exchanges, como ItBit, Circle o el procesador de pagos Square aceptarían el XRP en un escenario futuro. Por el momento, sólo queda la duda y espera de lo que le deparará en el mercado descentralizado.

Más en TekCrispy