El pasado 19 de junio a las 19:32 UTC, la BTC TOP mining pool descubrió el número de block 528249. En primera instancia, no parecía haber nada extraño con este block de poco más de 1MB con 6500 inputs; 1047 outputs y 125 transacciones de Segwit.

No obstante, al revisar más meticulosamente el block con un explorer como Blockchair, se puede apreciar algo impresionante en el hash del block: la aparición del número 00000000000000000021e800.

Para algunos, la aparición de tantos ceros seguidos del número 21 (el número del suministro total de Bitcoins) podría ser tan sólo una coincidencia, algo como una ruleta deteniéndose en rojo 18 veces tras medio millón de giros. Para otros, la aparición de este número representaría una posibilidad casi imposible causada por intervención divina, extraterrestre o del futuro.

Mark Wilcox fue el descubridor de esta rareza, tweeteando el hash del block alrededor de 90 minutos antes de su descubrimiento y causando que la mitad de la comunidad cripto twittera enloqueciera y la mitad restante se desconcertara tratando de entender el significado de este hash.

Como humanos, estamos programados para encontrar patrones en todo, por lo que la creación de un patrón de 18 ceros en línea podría tener sentido. Pero cuando hablamos de un block creado de manera artificial, la cosa empieza a parecer un poco turbia.

Asimismo, el 21e8, o E8, se refiere a la Teoría del Todo, también conocida como la Teoría del Campo Unificado, e incluso hay un sitio web al respecto (www.21e8.com) que muestra un patrón fractal basado en el principio elemental que forma parte de la teoría E8.

Hay tan sólo dos formas conocidas en la que un block con un número tan alto de ceros puede haberse creado, por accidente o por diseño. En la primera forma, realmente no habría nada que analizar y sería más bien cosa del azar. En la segunda, significaría que una persona insertó esos números, lo cual sólo sería posible con un nivel de cómputo que aún la humanidad no conoce.

De acuerdo con los cálculos, crear ese hash tomaría alrededor de 2500 años trabajando a una proporción de 1 exahash por segundo (más o menos 2.5% del hashrate de la red actual de BTC).

En este sentido, para crearlo de manera artificial, esto sólo podría haber ocurrido utilizando una computadora cuántica aún no descubierta, o por un viajero del tiempo aprovechando el poder de procesamiento del futuro; lo cual sólo añadiría leña al fuego a la teoría de conspiración que afirma que Satoshi Nakamoto fue un viajero del tiempo.

Asimismo, otro blogger ha comentado que este número podría ser el producto del trabajo de Andrew DeSantis, quien se encuentra trabajando en una computadora cuántica y constantemente postea mensajes encriptados relacionados a la teoría del E8. Él, de momento, sólo se ha pronunciado para comentar las ínfimas posibilidades de que este número se haya producido artificialmente.