Zte Multa Prohibicion Eeuu

ZTE se hizo presente en los titulares de los medios de política el pasado mes de abril luego de que Estados Unidos la sancionó porque vendió sus productos a Corea del Norte e Irán sin autorización de la administración Trump. En ese momento, el gobierno norteamericano prohibió a la compañía china comprar componentes fabricados en EE.UU durante los próximos 7 años y prohibió a las compañías locales crear alianzas con ZTE.

Evidentemente, esta situación se traduciría en la desaparición de ZTE, que ya no podría tener acceso a los chips de Qualcomm, entre otros componentes de hardware, así como también se habló de que sus dispositivos podrían quedarse sin el sistema operativo Android. Sin embargo, esta disputa que yace de las golpeadas relaciones entre China y Estados Unidos, podría llegar a su fin, según un nuevo informe de Reuters.

La publicación de la agencia afirma que ZTE ha firmado una resolución preliminar a través de la cual se levantará la prohibición que impuso el Departamento de Comercio de Estados Unidos. Al parecer, el acuerdo aún no ha sido firmado por las partes, pero de ser cierto, representa una gran victoria para ZTE.

Huawei pierde caso por robo de secretos comerciales contra firma estadounidense

Recordemos que la compañía china cesó las operaciones que desde hace 7 años llevaba a cabo en el país norteamericano luego del veto que se le impuso por incumplir el acuerdo de 2017 donde se le prohibía vender productos a Irán y Corea del Norte, países enemigos de EE.UU y que actualmente enfrentan sanciones internacionales.

El acuerdo que estaría a punto de firmar ZTE con el Gobierno de EE.UU para restablecer sus operaciones incluye una multa de US$ 1,000 millones, más US$ 400 millones como fideicomiso ante futuras infracciones. Por si fuese poco, se tomarán en cuenta los US$ 361 millones que abonó ZTE en 2017, permitiendo que la administración Trump reclame US$ 1,700 a la empresa China.

El acuerdo incluye la destitución de la junta directiva actual de ZTE, y una serie de experticias periódicas a la empresa con el fin de comprobar que los componentes y productos fabricados se utilizan como se establece en el acuerdo.

Más en TekCrispy