Almacenamiento Atomico

Actualmente, los materiales magnéticos impulsan las tecnologías de información digital, como el almacenamiento en disco duro. Un grupo de investigadores de la Universidad de Washington han encontrado una manera de decodificar datos a través de imanes ultradelgados de apenas unas capas de átomos de grosor.

Este estudio podría transformar las tecnologías actuales de almacenamiento, incluyendo los servicios informáticos en la nube, ya que proporcionaría un sistema de almacenamiento con mayor eficiencia energética y densidad.

El informe fue publicado en la revista Science, donde los expertos revelan que utilizaron una gran cantidad de materiales ultrafinos para controlar como nunca antes el flujo de electrones en función de las direcciones de sus espines, donde los espines de electrones son análogos a los pequeños imanes subatómicos.

Entre los materiales empleados por los científicos, destacan láminas de tri-yoduro de cromo, que fue descrito en 2017 como el primer aislante magnético en 2D. De esta forma, crearon un sistema de almacenamiento basado en cuatro láminas, cada una con cuatro láminas de grosor, capaz de bloquear los electrones en función de sus espines mientras ejerce un control hasta 10 veces más potente que otros métodos de almacenamiento.

Tiacheng Song, estudiante de doctorado en Física de la Universidad de Washington, y autor principal del estudio, reveló que este trabajo representa la posibilidad de llevar el almacenamiento de información basado en tecnologías magnéticas al límite atómico.

Un estudio similar publicado en la revista Nature Nanotechnology el pasado mes de abril, también revela maneras de controlar eléctricamente las propiedades magnéticas de este imán atómico ultradelgado.

Otro de los autores del estudio, Xiaodong Xu, profesor de la Universidad de Washington, afirmó que el crecimiento abrumador de datos crea un desafío para los tecnólogos en relación a la creación de tecnologías que aumenten la densidad de almacenamiento de datos mientras se reduce el consumo energético.

Ahora bien, los expertos colocaron dos capas de tri-yoduro de cromo entre las hojas de conducción, mostrando que depende del alineamiento de los espines entre las hojas de tri-yoduro de cromo, los electrones tienen menos obstáculos para aflojar entre las hojas o su flujo puede ser bloqueado.

Según los expertos, este par de configuraciones diferentes pueden tener un funcionamiento similar al de los bits, es decir, al igual que los códigos binarios de la informática tradicional. Cai Xinghan, coautor del estudio, dijo que las unidades funcionales de este tipo de memoria son puertas magnéticas para suprimir la corriente eléctrica o permitir su paso dependiendo de la manera en que el espín se alinea con el nudo.

Finalmente, Xu dijo que el dispositivo funciona a baja temperatura, algo que no es tan fácil de implementar con las tecnologías actuales. Por ello, esperan que más adelante puedan operar sin necesitar un campo magnético a alta temperatura, lo que revolucionará el sector del almacenamiento de datos.

Más en TekCrispy