Mitos Del Bitcoin

Desde su creación en el 2009, además de ser pionera entre las criptomonedas, Bitcoin se mantiene como la más popular y la más grande en cuanto a capitalización de mercado. El ecosistema de una forma u otra va girando en torno a ella y ha creado una comunidad de usuarios fiel a la creencia de que tarde o temprano se convertirá en el futuro de las finanzas.

Su evolución ha sido constante durante los últimos años, pasando por una serie de bifurcaciones como Bitcoin Cash, Gold, Diamond y Private, mejoras en el proceso de minería mediante el uso de equipos integrados con chips ASIC y optimizaciones en el aspecto de escalabilidad como SegWit y Lightning Network. Por otra parte, el número de personas interesadas en esta criptomoneda también ha ido en aumento, generando una mayor adopción del concepto hasta el día de hoy.

Cabe destacar que durante todo este trayecto entre su origen y desarrollo, se ha mantenido entre la comunidad tanto de viejos como de nuevos usuarios, una serie de mitos en torno a su funcionamiento, generados mayormente por una pobre comprensión del tema o mala interpretación de todos los aspectos que rodean e influyen en su tecnología.

En esta oportunidad, el objetivo será evaluar y desmentir algunos de esos tantos mitos que se han mantenido con respecto al Bitcoin.

Bitcoin es un esquema Ponzi

Este es uno de los mitos más difundidos y a la vez desmentidos en la comunidad, siendo las razones por las cuales se piensa, en su mayoría ilógicas e infundadas. Lo único necesario para concluir que no hay relación entre ninguno de los dos, es un poco de repaso e investigación por ambos conceptos.

Un esquema Ponzi es un sistema fraudulento de inversión, en el que se ofrece altos niveles de retorno mediante intereses que son pagados del propio fondo aportado por los inversionistas o de aquel dinero que proporcionan los nuevos integrantes al ingresar en la operación.

La estafa no implica inversión alguna, sino más bien una redistribución del dinero entre los participantes, que solo se mantiene en pie a medida que van llegando nuevos miembros con la promesa de recibir altos intereses, por lo que al dejar de obtener nuevos fondos el esquema fracasa.

Bitcoin por otra parte, no fue creado con el propósito de generar algún tipo retorno en una inversión, su precio al tratarse de un mercado libre está fijado por la oferta y la demanda, con lo cual toda persona que se involucre podrá ganar o perder según sus variaciones.

Esta criptomoneda se creó como un activo digital, destinado a servir como un medio de pago y cuyo funcionamiento se basará en una estructura de datos descentralizada conocida como cadena de bloques. Además, también se dedicó a resolver el problema de los generales bizantinos que tuvo lugar durante mucho tiempo en la informática.

Bitcoin solo es utilizado para actividades ilícitas

El uso de Bitcoin se ha diversificado y expandido a medida que pasa el tiempo, en sus inicios muchos utilizaron esta criptomoneda en internet para distintos propósitos y al día de hoy su aceptación se ha popularizado a nivel mundial.

Para el año 2012 Bitpay contaba con más de mil comerciantes que aceptaban Bitcoin como método de pago. De igual manera, también era utilizada para realizar donaciones, como en algún momento las recibieron la Electronic Frontier Foundation y Wikileaks.

Sin embargo, también es cierto que se empezó a utilizar para actividades ilícitas en el mercado negro, pero es a causa de su propio auge lo que llevó a las personas a adoptar cada vez más su uso, y entre esas, se encontraron las que vieron en ella una oportunidad para realizar sus actividades ilegales.

Aunque esto sea cierto, no quiere decir que sea el único uso para el cual esté disponible. Al igual que una moneda fiduciaria, se usa según las intenciones del tenedor y no por eso se debe poner en duda su propósito o legitimidad.

La minería de Bitcoin es un desperdicio de energía

La energía en el protocolo de Bitcoin tiene un propósito y es la prueba de trabajo que se utiliza para verificar transacciones resolviendo operaciones matemáticas, acción con la cual se obtendrán las nuevas unidades de Bitcoin de origen legítimo e inmutable. Esto significa básicamente que sin la energía utilizada el funcionamiento de Bitcoin perdería enteramente su sentido.

El erróneo concepto del desperdicio de energía viene dado por las grandes cantidades que se necesitan para mover el protocolo, sin embargo esto no significa que sea injustificado. En todo caso no es la cantidad de energía utilizada lo que se tendría que suprimir, sino más bien idear nuevas formas alternativas y sostenibles que sustituyan los medios tradicionales que actualmente se emplean.

De hecho Standard American Mining, es una de las empresas que actualmente ha ideado la forma de convertir desechos residuales en energía para la minería de criptomonedas, lo que abriría las puertas al uso de otros métodos en la producción de energía destinada al protocolo.

Bitcoin dejará de existir

“Bitcoin dejará de existir” es una frase muy común de escuchar en algunas personas, algunas no tan entusiastas de la nueva tecnología y otras de personalidades cuyas opiniones tienen gran peso en el aspecto financiero. Estas palabras se dan en su mayoría nuevamente por el mal entendimiento de cómo realmente funciona Bitcoin y en ciertos casos por una respuesta precipitada a las regulaciones que se han creado en torno a las criptomonedas.

Sin embargo, es un hecho de su propia naturaleza que Bitcoin fue creado para prevalecer, sin necesidad de autoridades centrales, dependencia de alguna entidad o cualquier otra modificación en su protocolo.

Su nivel de autonomía y adaptación la hace resistente ante cualquier intención de perjudicar su funcionamiento, lo que ya se ha dejado en evidencia en ataques como los de Mt. Gox o Coincheck, en los cuales el protocolo se ha mantenido victorioso igualmente.

Bitcoin es inútil por su falta de aceptación como medio de pago

Si bien es cierto que hasta ahora Bitcoin no se mueve como lo hace cualquier otra moneda fiduciaria, la evolución que ha tenido desde su creación ha logrado altos niveles de aceptación tanto en comercios como en transacciones entre personas. Por lo que es solo cuestión de tiempo que su adopción se incremente y se creen medios más eficientes que permitan a la comunidad un mayor uso en cualquier tipo de propósitos.

Hoy en día existen diversos tipos de servicios que han permitido el uso de Bitcoin ampliamente, como procesadores de pagos, tarjetas prepagadas, cajeros automáticos y otra variedad de ventajas utilizadas mayormente en el comercio electrónico, que sin dudas han sido una buena señal de desarrollo en su crecimiento como medio de pago.

Bitcoin tiene altas comisiones

Aunque puede que algunas comisiones sean más elevadas que otras, esto no significa que en general sus tarifas sean siempre altas. En Bitcoin se utilizan las tarifas como forma de motivar a los mineros para que verifiquen con más rapidez las transacciones que se registren en la cadena de bloques. Sin embargo, todavía pueden realizarse operaciones con una comisión baja sacrificando un poco la velocidad de verificación.

Durante su evolución, también se han creado soluciones con el fin de ayudar a mejorar estas carencias en la velocidad y disminuir considerablemente el costo en sus comisiones, como lo son SegWit o Segregated Witness y Lightning Network, otorgando la capacidad de aumentar la rapidez y el número de transacciones y disminuir su costo hasta en un 70%.

Bitcoin tiene un costo demasiado elevado

Bitcoin ha llegado a tener un precio superior a los $ 15,000 dólares y una gran cantidad de personas tiene en mente que debido a su costo no pueden obtener esta criptomoneda. No obstante, no se necesita ser dueño de toda una unidad para poseer Bitcoins.

Esta moneda puede fraccionarse hasta en 100.000.000 de Satoshis, por lo que es posible adquirir porciones de la misma a un costo mucho menor, de esta manera cualquier persona puede invertir desde grandes sumas hasta unos pocos dólares en el concepto.

La ventaja de esta divisibilidad, es la capacidad de invertir constantemente en Bitcoins bien sea con una idea de mantenerlo a corto o a largo plazo y que de igual forma puede revalorizar la inversión con los aumentos de precio que se den en el mercado.

Palabras finales

Los niveles de transparencia en el protocolo y funcionamiento de Bitcoin, hacen que cualquier tipo de mito que se cree sobre la criptomoneda pueda ser aclarado de forma inmediata. Desmentir todas las opiniones generadas por falta de información sobre esta innovación en el mundo financiero, permitirá que muchas más personas se motiven a integrarse en el ecosistema y convertirse en usuarios frecuentes de las criptomonedas.

Bitcoin y la tecnología Blockchain que la respalda, fueron creadas con el objetivo de sobrevivir en el tiempo y ser totalmente autónomas e independientes en su operatividad. Cualquier novedad de esta magnitud siempre enfrentará mitos y obstáculos pero es precisamente sus características lo que le permitirá mantenerse vigente, evolucionando y en constante expansión.

Más en TekCrispy