France

El gobierno de Francia declaró una reducción de los impuestos sobre las ganancias con criptomonedas, que afectará el índice actual de 45% a un 19%.

Las autoridades afirmaron que dichas ganancias con criptoactivos deberían considerarse como plusvalías sobre el patrimonio y se obtendrían aún más beneficios con una tasa inferior de impuestos.

Aunque piensan llevar la tasa a un 19%, sumando la tasa social adicional, podría elevarse a un 36.2%.

Con la antigua concepción de las criptomonedas como ingresos comerciales e industriales, la tasa plana escalaba de un 45% a un 62% después de sumar el impuesto social obligatorio en Francia.

Al respecto, a principios de semana el gobernador adjunto del Banco Central, François Villeroy de Galhau, informó que:

En particular, deberíamos trabajar con casas de cambio y plataformas que brinden servicios comerciales con criptomonedas y los vinculen al plano económico real.

En busca de apoyo internacional, Galhau junto al ministro de finanzas, Bruno Le Maire, enviaron un comunicado al grupo G20, en donde solicitaron la intervención del Fondo Monetario internacional en la pronunciación de las estadísticas sobre la estabilidad e impacto tecnológico de las criptomonedas en el mercado. En tanto a lo anterior, se mencionó que:

Pensamos que pueden surgir nuevas oportunidades en la comercialización con criptomonedas y las tecnologías que las respaldan. No obstante, está tecnología presenta un riesgo sustancial para los inversores, quienes pueden ser resultar vulnerables si no se atienen a un marco legal apropiado que los ampare. También pueden poner en riesgo a la estabilidad financiera de toda la nación.

Cada vez más países se suman al movimiento regulatorio sobre las criptomonedas, alegando los peligros que corren los comerciantes, inversores u operadores cambiarios.

Uno de los países que está marcando pauta en este asunto es China, en donde las restricciones se han vuelto aún más pesadas y constantes desde principios del 2018. Corea del Sur, Japón, Taiwán y Singapur también han seguido estos pasos.

Aún así, no se puede negar el impacto que las criptomonedas ha tenido sobre el comercio internacional. En palabras del Congresista estadounidense Patrick McHenry:

Esta tecnología puede abrir nuevas puertas y brindar más oportunidades, pero debemos estar dispuestos a aceptarla y las legislaciones federales y demás figuras regulatorias deben darle el debido respeto que se merece para que pueda madurar.