Al ser destacada como una alternativa a WikiLeaks para realizar transacciones con Bitcoin, la reconocida casa de cambio de criptomonedas ha afirmado que “no es la opción más inteligente” para realizar dichas transacciones, puesto que se trata de una opción “centralizada” al momento de realizarlas.

Concretamente, la exchange lo hizo saber a través de un tweet en el que escribió lo siguiente:

Gracias a todos por sugerir Kraken como una alternativa para @wikileaks, sin embargo, Kraken también es un punto de estrangulación centralizado. Aquellos que requieren autonomía financiera sin censura deben controlar sus propias claves privadas y confiar únicamente en la cadena de bloques para el procesamiento.

Evidentemente, casi nunca es lo mejor para una firma de criptomonedas reconocer que no son la mejor opción cuando se trata de pagos de Bitcoin. Entonces, con ellos reconociendo abiertamente que no pueden proporcionar a los usuarios la libertad financiera que buscan, se crea un precedente interesante. Sin embargo, los conocedores del tema saben muy bien que las exchanges y los proveedores de servicios son servicios de custodia. La configuración de un método propio para lidiar con los pagos de Bitcoin aún puede requerir API de proveedor de servicios de terceros, pero con una dirección de Bitcoin a la que uno tiene la clave privada. Así es como estos pagos deberían completarse desde el primer día.

Hasta el momento, la comunidad de Bitcoin parece bastante satisfecha con la honestidad de Kraken demostrada en su anuncio ya que, pese a hacer pública una situación poco conveniente, esta no deja de ser verdad y, contrario a lo que pudiera llegar a parecer, la exchange estaría “sumando puntos”: su declaración la hará más popular ante el mundo, al menos hasta que los protocolos comerciales descentralizados se afiancen. Esto deja la enseñanza de que ha llegado el momento de que las personas comiencen a tomar las prácticas de billetera Bitcoin más en serio, ya que poseer su clave privada equivale a ser dueño de su futuro financiero.