Las casas de cambio de criptomonedas de la Gran Manzana se encontrarían en la mira de la Fiscalía General de la ciudad luego de que Eric Schneiderman, fiscal general, efectuara unas declaraciones en las que afirma que existe una investigación realizada a varias exchanges con el propósito de conocer sus procedimientos para prevenir delitos financieros.

La investigación en cuestión correspondería a un proyecto conocido como “Iniciativa para la integridad de los mercados virtuales”, que tiene el propósito de “proteger los intereses de los clientes y aumentar la transparencia y responsabilidad” de las exchanges que operan con criptoactivos. Mediante un documento, se aclara que, debido a múltiples reportes de robos de grandes cantidades de dinero y otros inconvenientes como manipulación mercantil, es necesario tomar acciones pertinentes para proteger a los inversionistas.

Con el crecimiento de las criptomonedas, los clientes de Nueva York y el resto del país tienen derecho a la transparencia y la responsabilidad cuando invierten su dinero. Sin embargo, los clientes usualmente no tienen la información básica que necesitan para evaluar la legitimidad, integridad y seguridad de estas plataformas de intercambio, afirmó Schneiderman.

Implementando la medida, la Fiscalía General envió un cuestionario a 13 casas de cambio de criptomonedas, entre las que figuran varias compañías importantes, como Binance, Bittrex y Bitfinex.

En las interrogantes se abordan temas como políticas y procedimientos de intercambio, suspensiones, privacidad y prevención del lavado de dinero.

En el rubro, la ciudad de Nueva York es conocida por tener una postura estricta con respecto a las exchanges, habiendo sido aplicadas otras medidas, como por ejemplo la aprobación por parte de la Comisión de Servicios Públicos (PSC) de una tarifa especial para los usuarios del servicio eléctrico que presenten una demanda mayor a 300 kW y una densidad de carga superior a 250 kWh.

Escribir un comentario