El profesor de ciencias computacionales de la universidad MIT, Sandy Pentland, junto a su colaborador Alexander Lipton, estudian la posibilidad de creación de una criptomoneda sustentada en una alianza de comerciantes, llamada “Digital Trade Coin” (DTC).

El profesor Pentland se basa en su estudio publicado sobre la creación de una criptomoneda que, según su hipótesis, será más segura y estará mejor respaldada que las ya existentes.

En la publicación se describe lo que sigue:

“Hemos estado estudiando la evolución de las ideas relacionadas con la creación de monedas respaldadas por activos en los últimos doscientos años y argumentamos que los acontecimientos recientes relacionados con las tecnologías blockchain le dan al campo monetario un giro radical. Proponemos un mecanismo que combine avances tecnológicos para construir una criptomoneda orientada hacia las transacciones respaldadas por activos, que llamamos Digital Trade Coin (DTC)”.

En este sentido, el profesor Pentland establece que su intención de crear un sistema sustentado en la alianza de pequeñas naciones, negocios, comerciantes, uniones de crédito e incluso agricultores, quienes reunirán los activos necesarios para respaldar y brindarle liquidez a la nueva criptomoneda.

Pentland sintetiza el proceso de la siguiente forma:

“el sistema se reduce a un proceso básico, en el cual unos patrocinadores otorgarán un conjunto de activos y, mediante el designio de un administrador, se gerenciará el grupo y se digitalizarán los derechos de propiedad del mismo. Además, se plantea el establecimiento de un pequeño banco especial, que facilita las actividades del administrador “.

Cabe destacar que el proceso planteado fue inspirado por el protocolo Ripple, en el cual se establece que cada transacción deberá estar validada por colaboradores autorizados y encargados del traspaso del capital eCash una vez se haya completado el proceso de creación de tokens.

Muchos ya están argumentando si la iniciativa será eficiente, segura y sobre las diferencias con el Banco de, el cual también se inició como una alianza entre comerciantes.

En cuanto a la seguridad, se evidencia la existencia de posibles actos fraudulentos, en cuanto al origen y existencia de los activos. Por dicha razón, el estudio plantea que los colaboradores de la alianza tengan una especie de certificado de autenticidad de fondos.

Aunque esta no es la primera vez que se plantea tal iniciativa, bien deja en evidencia las posibilidades infinitas que tienen las nuevas tecnologías dentro del espectro financiero.

Escribir un comentario