El gigante asiático del comercio Alibaba Group Holding Ltd. presento una demanda de marca registrada contra Alibabacoin Foundation, una firma con sede en Dubái la cual recaudo más de $ 3,5 millones de dólares a través de su oferta inicial de moneda (ICO).

En la demanda presentada ante el Tribunal de Distrito de Manhattan, la multinacional china acuso a Alibabacoin Foundation de confundir repetida e intencionalmente a los consumidores e inversionistas, haciéndolos creer que de alguna forma están afiliados o respaldados por ellos.

Alibaba señala en su acusación que Alibabacoin utiliza su “enfoque único para capitalizar la reputación de éxito del demandante” mediante el uso de sus marcas “sin modificaciones, en innumerables casos” para así vender sus activos digitales. La Jueza de Distrito de los Estados Unidos, Kimba Wood, ya emitió por su parte una orden de restricción temporal que exige a Alibabacoin explicar su comportamiento y por qué no es culpable de los cargos.

La demanda busca una compensación de daños por presuntas violaciones a la ley federal y del estado de Nueva York, además de un alto a posibles nuevas infracciones por parte de Alibabacoin. De igual forma que otras empresas, Alibaba utiliza métodos de litigio como una manera proteger su marca registrada contra los esfuerzos indebidos para dañar su reputación.

La demanda también agrega que Alibaba ha declarado en numerosas oportunidades que “no está interesado en mudarse al espacio de criptomonedas”. Sin embargo, la confusión sobre su papel se ha extendido a través de los medios y Alibabacoin “no ha hecho nada para combatir o corregir esta confusión”.

Alibabacoin Foundation ha promovido la oferta inicial de monedas de ABBC, una tecnología optimizada para distribución, finanzas, compras y seguridad, que utiliza blockchain. Por otra parte, también tiene programado lanzar su billetera con soporte para múltiples criptomonedas en Junio de 2018 y de igual forma la aplicación de reconocimiento facial para la billetera en el siguiente mes.

A pesar de tener otras actividades programadas para el resto de este 2018 y el próximo año 2019, todavía no está claro si la demanda afectara las operaciones de la compañía y su cronograma.