Inseguridad Alimentaria

Los resultados de un reciente estudio realizado por investigadores de la Universidad de Exeter y la colaboración de especialistas de Met Office, la Comisión Europea, la Universidad Técnica de Creta, la Universidad de Cranfield y el Centro Rossby en Suecia, muestran que el aumento de las temperaturas globales amenazará el acceso de muchas poblaciones a tener alimentos nutritivos.

Los investigadores examinaron los cambios proyectados en los extremos climáticos y sus implicaciones para la disponibilidad de agua dulce y la vulnerabilidad a la inseguridad alimentaria.

Científicos advierten que tenemos tan sólo 10 años para evitar un desastre climático

Para tal fin, diseñaron un modelo para medir el impacto que tendría el incremento de 1,5 y 2 grados centígrados sobre los patrones climáticos extremos, y la inseguridad alimentaria en 122 naciones en desarrollo, principalmente en países de Asia, África y Sudamérica.

De acuerdo al estudio, si bien un mayor riesgo de inundaciones podría frenar los rendimientos agrícolas en algunas partes del mundo, las sequías prolongadas serían el fenómeno meteorológico extremo más amenazante.

El modelo desarrollado muestra que es probable que los riesgos de sequía sean más pronunciados en el sur de África y América del Sur, mientras que Asia podría estar en mayor riesgo de inundación. Si las temperaturas globales aumentan en 2 grados Celsius, el flujo del río Ganges podría más que duplicarse.

Los países con mayor vulnerabilidad a la inseguridad alimentaria al materializarse un incremento de la temperatura de 2 grados centígrados de calentamiento global son: Omán, India, Bangladesh, Arabia Saudita y Brasil.

Las áreas más afectadas por las sequías se proyectan en América del Sur, donde se prevé que los flujos en el Amazonas disminuyan hasta en un 25% y en el sur de África.

Tanto las inundaciones extremas como las sequías prolongadas, podrían frenar el acceso de las poblaciones a contar con agua potable limpia, así como a los alimentos.

Se espera que el cambio climático acentúe más los extremos tanto de fuertes lluvias como de sequía, con diferentes efectos en diferentes partes del mundo.

Así es como el calentamiento global indujo el evento más nefasto de extinción de la historia

Al respecto, el investigador Richard Betts, profesor de ciencias del clima en la Universidad de Exeter y coautor del estudio, comentó: “Algunos cambios ya son inevitables, pero si el calentamiento global se limita a 1,5 grados centígrados, se prevé que esta vulnerabilidad seguirá siendo inferior a 2 grados centígrados en aproximadamente el 76 por ciento de los países en desarrollo. Tales extremos climáticos pueden aumentar la vulnerabilidad a la inseguridad alimentaria.”

El nuevo análisis, sugiere que los riesgos de seguridad alimentaria pueden ser minimizados al frenar las emisiones de gases de los invernaderos y ralentizar el calentamiento global.

Referencia: Changes in climate extremes, fresh water availability and vulnerability to food insecurity projected at 1.5° C and 2° C global warming with a higher-resolution global climate model. Philosophical Transactions of the Royal Society A, 2018. DOI: 10.1098/rsta.2016.0452

Más en TekCrispy