Terapia Ceguera

Los resultados de un ensayo clínico se presentan promisorios para el tratamiento de la causa más común de ceguera, al revelar que los dos primeros pacientes a los que se les administró una revolucionaria terapia con células madre, han recuperado suficiente visión como para poder leer.

Los dos pacientes tienen degeneración macular relacionada con la edad (DMRE) avanzada, la cual destruye la visión central. Ambos estaban perdiendo la vista completamente, al punto de ser incapaces de ver un libro, y mucho menos las letras impresas.

Pero la implantación de un “parche” de células madre en la parte posterior del ojo, ha restaurado la visión central suficiente no sólo para leer, sino también para identificar rostros que solían ser indescifrables.

El objetivo del ensayo era tratar a 10 personas que tenían la forma “húmeda” de DMRE, causada por fugas repentinas de los vasos sanguíneos en el ojo que pueden destruir la mácula, una parte clave de la retina. Las células del epitelio pigmentario de la retina (RPE) en la mácula son cruciales para el funcionamiento de las células fotorreceptoras sensibles a la luz, que sin soporte de RPE, mueren.

Los pacientes que recibieron el tratamiento, una mujer de 60 y un hombre de 80 años, fueron elegidos debido a su enfermedad avanzada; habrían quedado ciegos dentro de las seis semanas posteriores a la fuga del vaso sanguíneo.

A cada uno le fue implantado el parche, que consistía en una membrana cubierta con células madre embrionarias humanas diseñadas para diferenciarse en células RPE. Luego de un seguimiento de 12 meses, los pacientes reportaron una franca mejoría y pasaron de no poder leer a leer entre 60 y 80 palabras por minuto, con el uso de gafas regulares de lectura.

El Dr. Peter Coffey, profesor del Instituto de Oftalmología en Colegio Universitario de Londres y autor principal de la investigación, comentó: “Este estudio representa un progreso real en medicina regenerativa y abre la puerta a nuevas opciones de tratamiento para las personas con degeneración macular relacionada con la edad”.

Los investigadores tienen la intención de operar a un paciente más para garantizar la seguridad del procedimiento. Uno de los éxitos del ensayo ha sido demostrar que no se requiere utilizar medicamentos para suprimir todo el sistema inmunitario del paciente para evitar el rechazo de las células madre.

Además, creen que pueden tener un tratamiento estándar disponible dentro de los próximos cinco años. A su debido tiempo, el equipo espera que el tratamiento sea tan común y eventualmente tan accesible como la cirugía de cataratas.

Referencia: Phase 1 clinical study of an embryonic stem cell–derived retinal pigment epithelium patch in age-related macular degeneration. Nature Biotechnology, 2018. doi:10.1038/nbt.4114

Más en TekCrispy