Hormonas Conducta Social

De acuerdo a los resultados de un estudio realizado por investigadores de la Universidad de Buffalo, las hormonas reproductivas que se desarrollan durante la pubertad no son responsables de los cambios en el comportamiento social que ocurren durante la adolescencia.

Los años de la adolescencia son con frecuencia turbulentos y tumultuosos. Durante esta etapa los adolescentes pueden aislarse a sí mismos como resultado de la intimidación o la exclusión por parte de sus compañeros. Los niños y adolescentes son seres humanos sociales y la soledad o la falta de amigos es emocionalmente dolorosa y erosiona la autoconfianza y la autoaceptación.

Científicos consiguen avances en el proceso de regeneración

Uno de los cambios más frecuentes es que los adolescentes dejan de compartir con sus padres. Se ha asumido ampliamente que estos cambios se pueden atribuir a los aumentos de las hormonas gonadales en la pubertad.

Utilizando un modelo animal de cría estacional, los autores del estudio adquirieron una comprensión básica que no existía previamente, para determinar lo que impulsa el desarrollo social de los adolescentes.

El Dr. Matthew Paul, catedrático en la Universidad de Buffalo y autor principal del estudio, comenta: “Lo que hemos hecho aquí es encontrar una nueva forma de hacer la pregunta de cómo la pubertad desempeña un papel en el desarrollo del adolescente; una nueva forma de determinar qué cambios del desarrollo son provocados por las hormonas puberales y cuáles no.”

Los hámsteres siberianos nacidos al comienzo de la temporada de cría, cuando los días son largos, atraviesan la pubertad rápidamente para reproducirse ese año. Los que nacen tarde en la temporada de cría, cuando los días son más cortos, experimentan un retraso en la pubertad para no dar a luz en pleno invierno.

Controlar la cantidad de luz que recibe un hámster en el laboratorio retrasa la llegada de la pubertad, que se produce alrededor de los 30 días para los hámsteres de “días largos” y alrededor de los 100 días de vida para los hámsteres de “días cortos”.

Este modelo permitió a los investigadores observar cambios de comportamiento en cada grupo para determinar si estos cambios siempre están bloqueados a la pubertad.

En el estudio los investigadores analizaron la transición del juego al dominio social, que es un paso importante para que estos animales jóvenes puedan abandonar su hogar y encontrar su propio territorio.

Si las hormonas puberales fueran responsables del cambio del juego al dominio, esta transición ocurriría temprano para los hámsteres de días largos, y de manera tardía para los hámsteres de días cortos. Pero los investigadores encontraron que la transición se produjo al mismo tiempo para ambos grupos, independientemente de cuándo pasaron la pubertad.

Cómo las amistades pueden influir en el comportamiento de los adolescentes

Este es un resultado inesperado, porque se cree que las hormonas de la pubertad son responsables de los cambios que vemos durante la adolescencia. Pero los resultados de esta investigación no sugieren eso.

Estos hallazgos también son importantes para la salud mental de los adolescentes, ya que tener una comprensión de los mecanismos subyacentes responsables del desarrollo de los adolescentes, proporcionará una idea de por qué surgen tantos trastornos de salud mental durante este momento de la vida.

Referencia: Dissociation of Puberty and Adolescent Social Development in a Seasonally Breeding Species. Current Biology, 2018. DOI: https://doi.org/10.1016/j.cub.2018.02.030

Más en TekCrispy