Criptomonedas Robo Europol

De acuerdo a investigaciones, la Oficina Europea de Policía (Europol) habría determinado que las criptomonedas Monero, ZCash y Dash se han convertido en las favoritas de muchos criminales cibernéticos debido a que las mismas apelan a la privacidad de sus usuarios.

Según el análisis de Jarek Jacubchek, un funcionario de la división que investiga “cibercrímenes” en el organismo de seguridad, estarían presenciando una especie de “migración” por parte de estos delincuentes, quienes, con el tiempo, pasan a preferir estas criptomonedas en lugar del Bitcoin, debido a su confidencialidad.

“Así que, básicamente, es posible lograr un mayor nivel de privacidad usando estas ‘altcoins’. Varias de estas, como Monero, utilizan la confidencialidad como base. También hay monedas, como Dash, que no tienen direcciones furtivas sino transparentes, pero tienen un proceso de mezcla que es parte del protocolo”, afirmó Jabuchek, quien hizo énfasis en que, a pesar de ser usadas para cometer delitos y ejercer actividades ilegales, el uso de la criptomoneda en general no es con fines criminales.

Sin embargo, pese a esta situación, en la actualidad sigue siendo más fácil, tanto para usuarios regulares como para delincuentes cibernéticos, el uso del Bitcoin debido a su facilidad de uso, compra e infraestructura de soporte. Irónicamente, muchos “cibercriminales” creen que son anónimos o difícilmente detectables empleándola, pero la realidad es que las transaciones realizadas con la popular criptomoneda cuentan con registro público, lo cual los hace fáciles de rastrear por los organismos policiales y de seguridad.

Europa tiene la posibilidad de tener un futuro 100% verde

Es por esta razón que Jacubchek considera que la migración de los delincuentes cibernéticos a estas criptomonedas “alternativas” es una señal de que buscan sofisticar y perfeccionar su accionar.

Sin embargo, la “mudanza” en cuestión no sería un problema importante a considerar. Un informe divulgado el año pasado por la Comisión Europea demuestra que, si bien es cierto que los “cibercriminales” se encuentran buscando maneras de evadir la justicia y optimizar sus métodos, el hecho de que se trate de monedas virtuales requiere de una experiencia técnica especializada con la que no todos cuentan, volviendo poco atractivos a los delitos relacionados con criptomonedas.

Más en TekCrispy