China, Corea del Sur, La India, y Estados Unidos, son solo algunos de los países cuyos gobiernos han mostrado recientemente posturas radicales en torno a la regulación de las criptomonedas. El país norteamericano ha mostrado su postura desde sus diversos gobiernos estatales, empresas tecnológicas, como Facebook, e incluso sus agencias federales.

Ahora, todo indica que no solo los ciudadanos comunes deben declarar impuestos sobre sus fondos en Bitcoin, sino que los funcionarios del Servicio de Defensa de la nación serán sometidos a un escrutinio para determinar si poseen fondos basados en estos activos.

Concretamente, un reporte exclusivo del medio ETHNews, hace alusión a un correo electrónico enviado por un especialista en seguridad industrial del Servicio de Seguridad de la Defensa (DDS, por sus siglas en inglés), donde se afirma que las personas que ocupen o decidan optar por cargos inherentes al sistema de seguridad nacional, deben informar si poseen Bitcoins.

Esta declaración debe realizarse a través del Formulario Estándar 86 (SF86), un documento que donde se deben mencionar además los intereses financieros, propiedades dentro y fuera de EE.UU, cuentas bancarias e inversiones en la bolsa en cualquier región del país.

Según el informe, Campbell se refirió a una solicitud de información de diversas entidades del sector privado hacia la Oficina de Gestión de Seguridad del Personal para la Industria (PSMO-I), acerca del estatus del Bitcoin en este formulario.

La PSMO-I es uno de los brazos administrativos del Departamento de Defensa de Estados Unidos, y su principal objetivo es que tanto el personal como la industria en general guarden confidencialidad absoluta sobre la información clasificada a la que tienen acceso cuando realicen trabajos para el gobierno.

Campbell afirma en el correo electrónico que, según la PSMO-I, el Bitcoin es considerado por la agencia como una moneda internacional, y por ende, debe ser reportado dentro de los requisitos para optar por la autorización de seguridad del sistema. El medio afirma que no existe especificación en el correo sobre la exclusividad de esta consideración para el Bitcoin, o si otras criptomonedas también caen en esta definición.