Visa

Cuando de Bitcoins se trata, VISA ha tenido muy poco que decir sobre las criptomonedas, y ha preferido centrarse en asuntos dentro de su propio dominio. Sin embargo, durante una entrevista de CNBC el miércoles, el CEO de la corporación rompió su silencio, opinando -de manera predecible- que el Bitcoin no es un sistema de pagos.

“En Visa no procesaremos transacciones basadas en criptomonedas. Solo procesaremos transacciones en dinero fiat, ” fueron las palabras de Alfred Kelly.

Esto coincide con las acciones de la filial de Visa, Wavecrest que hace menos de dos semanas eliminó los servicios de tarjetas de débito a docenas de compañías europeas de tarjetas de criptografía. En ese momento, Visa negó que estuviese respondiendo a la amenaza planteada por el dinero virtual e insistió en que las irregularidades por parte de los clientes de Wavecrest desencadenaron la prohibición.

Visa declaró que las tarjetas de criptografía habían sido suspendidas debido al “incumplimiento continuo de sus reglas de operación” e insistió en que no formaba parte de una campaña dirigida contra las criptomonedas. Muchos dentro de la criptocomunidad no estaban tan seguros, y los comentarios de Alfred Kelly esta semana solo reforzarán sus sospechas.

“Mi opinión es que el bitcoin es más que todo un producto en el que alguien podría invertir; y honestamente, raya también en una mercancía especulativa, “ dijo Kelly a CNBC. Teniendo en cuenta que el bitcoin no ha sido confiable para las compras diarias debido a sus altas comisiones, este es un argumento que conlleva mérito. Pero, igualmente hay alternativas como el Bitcoin Cash que sirve en transacciones entre pares y micropagos.

Las corporaciones existen para proteger sus propios intereses, y el CEO de Visa nunca iba a exhortar al mundo a comenzar a comprar bitcoins. Las compañías de criptomonedas que pretenden cerrar la brecha entre el dinero fiat y el virtual sólo podrán confirmar aquello que sospecharon desde hace un tiempo y es que para cumplir sus objetivos tendrán que hacerlo sin el respaldo de Visa y sus subsidiarias globales.