Bipolar

Además de la complejidad intrínseca en los problemas de salud mental, enfermedades graves como el trastorno bipolar, han sido malinterpretadas desde hace tiempo. Esta enfermedad provoca cambios dramáticos en el estado de ánimo, la energía y la capacidad de pensar con claridad; se caracteriza por períodos variables de estados de ánimo altos (manía) y bajos (depresión).

Aunque existe referencia de que el trastorno se identificó hace siglos, todavía hay mucho que no se comprende. El trastorno bipolar está infradiagnosticado e incluso se diagnostica erróneamente y su causa es frecuentemente un tema polémico entre los profesionales de la salud mental.

Identifican un nuevo trastorno genético en una niña de tres años

A fin de aclarar este panorama, una investigación realizada por científicos de la Universidad de Michigan, ofrece nuevos indicios de las posibles causas de la bipolaridad y después de un estudio de 12 años, los especialistas han identificado siete fuentes diferentes de la enfermedad.

Durante el estudio, los científicos examinaron a 1.100 personas, de las cuales 730 personas fueron diagnosticadas con trastorno bipolar; se analizaron cantidades copiosas de datos sobre genética, hábitos de estilo de vida, patrones de dieta y sueño, emociones, experiencias de vida, historial médico y otros patrones de pensamiento y comportamiento.

Los investigadores identificaron siete potenciales causas del trastorno bipolar, las cuales incluyen cambios en la cognición, dimensiones psicológicas de la persona, medidas de comportamientos relacionados con el abuso de sustancias, aspectos de la familia de la persona y relaciones íntimas, traumas emocionales y alteraciones en los patrones de sueño y ritmos circadianos.

Además de las posibles causas de la enfermedad,  los expertos evidenciaron varias tendencias interesantes; las personas con trastorno bipolar, son más propensas a tener trastornos alimentarios concurrentes, trastornos de ansiedad y problemas de uso de sustancias, así como síndrome metabólico.

Además, los pacientes bipolares presentaron tres veces y media más probabilidades de experimentar migrañas crónicas. Muchos participantes del estudio con trastorno bipolar experimentaron algún tipo de trauma infantil. Conjuntamente, las mujeres que participaron en el estudio experimentaron una afluencia de gravedad en los síntomas bipolares, si tenían un sueño deficiente; aunque los hábitos de sueño no parecen afectar a los hombres diagnosticados.

Los investigadores también encontraron que dos genes parecen incrementar la susceptibilidad a desarrollar el trastorno bipolar, pero también reconocieron que hubo muchas variaciones genéticas diferentes que se han relacionado con el trastorno. Curiosamente, también notaron que las habilidades cognitivas, como la memoria y las habilidades motoras finas, eran más deficientes en los participantes del estudio que tenían trastorno bipolar.

Estudio encuentra que dieta mediterránea reduce el riesgo de depresión

Aunque es necesario realizar más investigaciones para confirmar los hallazgos, este estudio ofrece una nueva perspectiva sobre las posibles causas del trastorno bipolar.

Al igual que muchas enfermedades mentales crónicas, comprender y tratar el trastorno bipolar, requerirá de una amplia investigación y mucho ensayo y error; al respecto, los autores del estudio señalan que mejorar las vidas de las personas que viven con trastorno bipolar comienza por reconocer la complejidad que caracteriza esta sombría enfermedad.

Más en TekCrispy