Alemania China Linkedin Espionaje

El jefe de la inteligencia alemana advirtió el día de ayer que supuestamente China está utilizando las redes sociales para tratar de cultivar legisladores y otros funcionarios políticos como fuentes de información.

Hans-Georg Maassen dijo que su agencia, conocida por su acrónico alemán BfV, cree que más de 10.000 alemanes han sido blancos de agentes de inteligencia chinos que se hacen pasar por consultores, cazatalentos o investigadores, principalmente en la red social de LinkedIn. En este sentido, Maassen dijo:

Se trata de un intento generalizado de infiltrarse en determinados parlamentos, ministerios y organismos gubernamentales.

El funcionario también alegó que los hackers chinos lanzan cada vez más ataques contra empresa europeas a través de proveedores de confianza. A principios de este año, la BfV estableció un grupo de trabajo que examinó el uso de perfiles falsos en las redes sociales durante nueve meses. La agencia proporcionó a los periodistas ocho de los perfiles falsos más prolíficos sobre LinkedIn utilizados por presuntos espías chinos.

Usando nombres como Lily Wu, Laeticia Chen o Alex Li, los perfiles contenían impresionantes currículos, cientos de contactos y atractivas fotos de jóvenes profesionales. La agencia también nombre seis organizaciones que alegó que los espías chinos usaban para ocultar sus actividades de espionaje, incluyendo una llamada Association France Euro-Chine y otra llamada  Global View Strategic Consulting. Los mensajes que buscaban comentarios de estas organizaciones no fueron respondidos inmediatamente.

Maassen advirtió que los grupos informáticos chinos también estaban utilizando los llamados “ataques de cadena de suministro” para sortear las defensas online de las empresas. Dichos ataques son dirigidos a trabajadores de empresas de tecnología y otras personas que trabajan para proveedores de servicios de confianza y envía software malicioso a las redes de las organizaciones en las que están interesados los hackers.

A principios de este año, el jefe espía dijo que las agencias de inteligencia alemanas deberían tener la capacidad de contrarrestar los ataques informáticos lanzados por los hackers para defender mejor el país. Los grupos de hackers chinos son conocidos por infiltrarse en los gobiernos y las grandes empresas para robar información que luego es utilizada para promover su propia evolución económica.