Terapia Antienvejecimiento

La reparación natural del ADN es un proceso esencial para la vida, pero su eficacia disminuye con la edad por razones que aún no están claras. Con esto en mente, investigadores de la Universidad de Nueva Gales del Sur y la Universidad de Harvard, realizaron un estudio con el que lograron identificar un paso crítico en el proceso molecular que permite a las células reparar el ADN dañado. El hallazgo podría conducir al desarrollo de una droga revolucionaria que en realidad revierte el envejecimiento.

Si bien nuestras células cuentan con la capacidad innata para reparar el daño en el ADN, lo que ocurre cada vez que salimos al sol, por ejemplo, su capacidad para hacerlo disminuye a medida que envejecemos.

Virus del Herpes podría ser responsable del 50% de los casos de Alzheimer

Los científicos identificaron que el metabolito NAD +, que está presente de forma natural en cada célula de nuestro cuerpo, tiene un papel clave como regulador en las interacciones proteína-proteína que controlan la reparación del ADN.

Los resultados de los experimentos en ratones, sugieren que es posible desarrollar un tratamiento para reparar el daño del ADN causado por el envejecimiento y la radiación.

El tratamiento de ratones con un precursor del NAD +, llamado NMN, mejoró la capacidad de sus células para reparar el daño del ADN causado por la exposición a la radiación o la vejez.

El profesor David Sinclair, de la Facultad de Ciencias Médicas de la UNSW, la Escuela de Medicina de Harvard y autor principal del estudio puntualiza: “Después de sólo una semana de tratamiento, las células de los ratones viejos, cuya edad es equivalente a 45 años humanos, eran indistinguibles de las células de ratones jóvenes, con edad comparable a la de una persona de 25 años.”

Durante los últimos años, el profesor Sinclair ha estado trabajando con la empresa privada para convertir el NMN en una sustancia narcótica que provea el efecto antienvejecimiento.

El próximo paso es realizar pruebas de reversión del envejecimiento en perros, que constituyen un organismo más cercano a los humanos.

Al respecto, un vocero de la empresa Rejuvenate Bio, señala: “Aspiramos incrementar la salud y la esperanza de vida de los animales domesticados y los humanos. Nuestro objetivo es tratar a las mascotas con terapias génicas dirigidas a curar enfermedades específicas asociadas con la vejez, que también tienen el potencial de extender la salud general y la esperanza de vida máxima.”

Esta estrategia es un primer paso que permitiría ingresar al gran mercado de mascotas rápidamente y crear un gran conjunto de datos antienvejecimiento de gran importancia, antes de pasar a realizar pruebas en humanos.

El proceso de aprobación de la FDA es mucho más rápido para los perros que para los humanos; un poco más de un año versus nueve años, aproximadamente. La empresa realizará ensayos con perros, lo cual será un producto, y eso servirá como fundamento para posteriormente realizar los ensayos en humanos.

¿Los perros hipoalergénicos disminuyen el riesgo de asma en la infancia?

La empresa estima realizar las pruebas de perros en el año 2018 o a más tardar 2019. Si los resultados son los que se esperan, los ensayos en humanos estarían a dos años de distancia.

El trabajo científico probablemente necesite desarrollar varios tratamientos para revertir todos los aspectos involucrados en el envejecimiento, pero este enfoque cuenta con el potencial suficiente y podría ser la manera de lograr la tan anhelada extensión de la vida.

Más en TekCrispy