Ha pasado un poco más de un año desde que Zcash hizo su debut en el sector de las criptomonedas como una interesante alternativa al Bitcoin. En una industria donde nacen una importante cantidad de monedas digitales cada mes, Zcash logró diferenciarse rápidamente del resto, con un enfoque innovador basado en la privacidad. Si bien Bitcoin es una red pseudo-anónima abierta, Zcash ofrece mayor privacidad transaccional y mayor anonimato.

En este sentido, los usuarios pueden elegir enviar sus transacciones públicamente (como en la red Bitcoin) o enviarlas de forma anónima. En este último, el remitente, el destinatario o la cantidad, son ocultados criptográficamente en la red, lo que hace que la transacción sea anónima. Esto se logra gracias a una tecnología llamada zk-Snarks, que permite probar el contenido de una transacción sin revelar mayor información al respecto.

A pesar de que muchos han afirmado que este sistema de transacciones anónimas puede ser utilizado con intenciones maliciosas, existe una gran variedad de aplicaciones legítimas para Zcash. Por ejemplo, los bancos que comparten información sensible de los clientes, las empresas con cadenas de suministro confidenciales, o incluso alguien tratando de comprar un juguete sexual para su pareja.

En su primer día de operaciones, Zcash tuvo un debut arrasador, alcanzando un precio de más de US$ 2.500 por unidad, lo que revela una gran demanda en la industria para manejar transacciones privadas en libros públicos. Sin embargo, en los últimos meses, la criptomoneda ha mantenido su valor estable por el orden de los US$ 250, y una capitalización de mercado de casi US$ 680 millones.

Durante el año pasado, casi el 20% de las transacciones en la red Zcash ocultaron al remitente o al destinatario, mientras que aproximadamente el 8% del volumen de operaciones fue ocultado. Un aspecto importante es que el 10% de estas criptomonedas están reservadas para un grupo llamado The Founders, quienes utilizarán estos fondos para un mayor desarrollo del protocolo.

Actualmente, Zcash está posicionada entre las 10 principales criptomonedas con respecto a su capitalización de mercado, al tiempo que es una de las alternativas más interesantes al Bitcoin. Luego de 5 meses de su lanzamiento, se creó la Fundación Zcash, con la misión de servir a la comunidad de esta criptomoneda y al público en general.

Según la primera declaración de la fundación, la promoción de una comunidad sana y diversa, es lo que permitirá dirigir la red Zcash como una fuente de bien y que promueva la privacidad mientras se educa al público sobre sus beneficios. La Fundación Zcash nació gracias a Zcash Company, que hasta la fecha se ha centrado en la investigación criptográfica y el desarrollo de la tecnología.

Uno de los avances más notorios en este primer año con respecto del protocolo, es el nombre del código de actualización Sapling, que reducirá el tiempo de prueba de zk-Snarks de 37 a 7 segundos, y reducirá el uso de RAM de 3GB a 40 MB. Esto quiere decir que aprobar el contenido de una transacción anónima será un 80 por ciento más rápido y la memoria requerida se reducirá un 80 por ciento.

Hoy en día, el ecosistema de Zcash consiste en al menos 10 monederos, se puede comprar o vender la criptomoneda en más de 30 casas de cambio y una comunidad de desarrolladores próspera que crea nuevas aplicaciones. Al darse cuenta de la importancia de un ecosistema en crecimiento, la Fundación Zcash recientemente ofreció US$ 80 mil en subvenciones para desarrolladores que desean innovar el ecosistema.

Escribir un comentario