Google Home Mini

Justo ayer comentábamos, el problema de privacidad que portaba el Google Home Mini, uno de los nuevos altavoces inteligentes de la compañía. Resulta que este altavoz tenía un bug relacionado a la zona táctil, que activaba la función de escucha cuando no era necesario, grabando prácticamente de forma permanente.

Todas las grabaciones eran almacenadas, procesadas y enviadas a la compañía, y aunque si bien el usuario podría acceder a las mismas mediante una aplicación, los grandes conflictos de privacidad que ocasiona son de preocuparse. Sólo imaginen que están teniendo una conversación sensible y estas quedan almacenadas en la nube.

Pues bien, luego de aceptar la presencia del bug, Google ha optado por tomar acciones un tanto radicales, pero necesarias. Según explican desde la empresa, para activar los Google Home Mini, deberemos hacerlo enteramente mediante voz, lo cual no es una gran limitación desde luego que está diseñado para ser un asistente de voz.

La zona táctil queda entonces deshabilitada por completo, aunque los botones de volumen quedan completamente operativos. Se espera que la actualización vía software llegue a los dispositivos el próximo 15 de octubre, sólo unos días luego de que lleguen las primeras unidades.