Ios 11 Control Center

La extraña y poco intuitiva forma en que operan los activadores de Bluetooth y WiFi en iOS 11 no ha puesto contento a nadie. Muchos lo consideran tan confuso que lo califican de error en el sistema, más allá del argumento de Apple que asegura se trata de que una nueva característica. La última voz en pronunciarse ha sido la Electronic Frontier Foundation (EFF), quienes aseguran que la forma en que presenta los switchs es totalmente confusa.

Tal como explicamos en nuestro artículo de los primeros errores encontrados en iOS 11, el nuevo sistema operativo de Apple ha dado un “concepto” a los activadores de Bluetooth y WiFi en el ‘Centro de Controles’. Desactivar estas redes no las desactiva en realidad, sino que únicamente cierra toda conexión abierta en el momento. Las redes, no obstante, permanecen abiertas de forma ‘inteligente’, según Apple.

El problema que se presenta al dejar las redes WiFi y Bluetooth abiertas, es que pueden ser el blanco fácil de hackers. Blueborne, una vulnerabilidad recién descubierta en el protocolo Bluetooth y que afecta a una gran cantidad de dispositivos, permite al atacante tomar el control de cualquier dispositivo con la única condición de que tenga la red Bluetooth activa.

Precisamente, este es el argumento que la EFF utiliza para calificar a iOS 11 de engañoso y de atentar contra la seguridad y privacidad del usuario.

Cuando un teléfono es diseñado para comportarse de una manera distinta a lo que su interfaz sugiere, resulta en problemas de seguridad y privacidad. El usuario no tiene indicios visuales o textuales para entender el comportamiento de un dispositivo, lo que resulta en una pérdida en la confianza en los diseñadores del sistema operativo…

En un intento de mantenerse conectado a los dispositivos y servicios de Apple, iOS 11 compromete la seguridad del usuario. Este agujero en la conectividad puede abrir las puertas a nuevos ataques. Cerrar este agujero no sería difícil para Apple…

La EFF propone que Apple debería informar a los usuarios de lo que está ocurriendo realmente cuando apagan el WiFi y el Bluetooth desde el ‘Centro de Controles’, o bien, podrían devolver la funcionalidad que ambos activadores sugieren en la interfaz —en lo personal, creo que la última alternativa es la más viable para evitar confusiones al usuario.

Aparte de los problemas de seguridad podemos sumarle el hecho de que la batería de nuestro móvil podría verse impactada, pese a que Apple asegura de que ambas redes pasan a un modo inteligente de menor consumo energético. Pero menor consumo no es lo que busca el usuario, sino cero consumo por redes que no está utilizando.

Cómo bloquear el acceso a Google Chrome utilizando una contraseña

Más en TekCrispy