Blipfm Youtube

Ross Ulbricht, quién una vez fue la figura detrás del portal en el mercado negro Silk Road retiró una demanda en contra del Gobierno de Estados Unidos. Ulbricht buscaba recuperar millones de dólares que habían sido previamente incautados por los federales del país.

Los récords de la corte muestran que el 29 de septiembre la juez Katherine Forrest emitió una orden donde se retiraba un reclamo por un total de 48 millones de dólares. Esos fondos fueron dados al US Marshal Service, luego de que 144.000 Bitcoins fueran confiscados durante el levantamiento que se le hizo a Silk Road.

El gobierno de Estados Unidos realizó la primera subasta de Bitcoins en 2014 donde vendieron BTC 30.000 a Tim Drapper, un gran inversionista conocido en el Silicon Valley. Drapper más adelante compraría BTC 2.000 en una segunda subasta. La última subasta se llevó a cabo en noviembre de 2015.

Obviamente los 48 millones de dólares cuentan dentro de los más de 180 millones de dólares que Ulbricht fue ordenado a pagar al momento de su sentencia. Ulbricht fue encontrado culpable en 2015 por distribución de narcótico, y hackeo de computadoras. Fue sentenciado de por vida a prisión sin derecho a libertad condicional.

El retiro de la demanda también llega tan solo unos meses después de que Ulbricht recibirá el rechazo a una apelación. El joven uso como argumento la cláusula 139 del US Court of Appeals, Ulbricht manifestó que se le había hecho un juicio y una condena injusta, ya que su condena es igual o peor que muchas que se le otorgan a personas que comenten otros tipos de crímenes más violentos.

Silk Road fue lanzado en el mes de febrero del año 2011. Los compradores podían registrarse en el portal de forma gratuita, pero los vendedores debían adquirir nuevas cuentas a través de subastas supuestamente para mitigar la posibilidad de que personas malintencionadas distribuyeran productos contaminados.

A principios del mes de octubre de 2013 el sitio de Silk Road había sido restablecido y funcionaba de igual manera que antes; para registrarse como usuario vendedor se debía pagar cierta cantidad en Bitcoin,  pero cualquier persona podía registrarse gratuitamente como usuario comprador.