Platform

El gobierno de Bahrein está interesado en adoptar las criptomonedas como Bitcoin en medio de un impulso más amplio hacia la adopción de la tecnología Blockchain en el país. El Reino de Bahrein, una monarquía constitucional de más de 30 islas del Golfo Pérsico, está adoptando un enfoque ‘amistoso’ del Bitcoin en su deseo de convertirse en un epicentro para el desarrollo FinTech en la región.

Khalid Al Rumaihi, director ejecutivo de la Junta de Desarrollo Económico de Bahrein (EDB), declaró el día de ayer en el Foro de Innovación del MIT en la capital del país, Manama, que su gobierno tiene planes para desarrollar un proyecto de regulación. En respuesta a una consulta sobre las criptomonedas luego del evento, Al Rumaihi reveló a través de The Hindu Business Line:

Estamos abiertos al Bitcoin

Asimismo, Al Rumaihi indicó que el Ministerio de Hacienda de Bahrein, máxima entidad reguladora del país, también ha mostrado interés en adoptar las criptomonedas. Curiosamente, el funcionario del gobierno reveló que una casa de cambio Bitcoin en Arabia Saudita hizo consultas para establecer un negocio similar en Bahrein, señalando que la EDB y el Banco Central de Bahrein trabajan en este tema.

De igual forma, el funcionario reveló que el país podría adoptar y utilizar las criptomonedas para emitir bonos. Todos los desarrollos relacionados con estos activos en el sector privado ocurrirían bajo una caja de seguridad regulatoria recientemente desvelada por el Banco Central, lo que representó un paso adelante para el futuro de la región en cuanto a las tecnologías financieras.

Por otra parte, Al Rumaihi indicó que la posibilidad de que la tecnología Blockchain se adopte en Bahrein es una gran oportunidad para que la nación se convierta en pionera en este sector en la región. De hecho, recientemente el país firmó un acuerdo con Singapur, ampliamente conocido como uno de los principales centros FinTech del mundo. Esta unión busca aprovechar la experiencia de Singapur para establecer un ecosistema FinTech en Bahrein que incluya su propio marco legal.