Burguer King Fiscalia Rusa

Un fiscal de Moscú, Rusia, ha convocado a Burger King  para explicar la emisión de su criptomoneda, llamada Whoppercoin. La compañía confía en que no ha quebrantado ninguna ley, ya que de hecho, no existe una regulación actualmente en el país con respecto de las criptomonedas.

Whoppercoin es cuestionado

Como informamos hace menos de un mes, Burger King Rusia lanzó un proyecto basado en la tecnología de la cadena de bloques de Waves, llamado Whoppercoin, que consiste en un token que los usuarios podrán utilizar para intercambiar productos de la marca e incluso intercambiar y almacenar dentro de sus propios monederos creados por la compañía.

Sin embargo, la fiscalía interdistrital de Izmalovo, en Moscú, ha convocado a la gigante de las hamburguesas para explicar el proyecto. Un portavoz de Burger King afirmó a RNS que la empresa recibió dos notificaciones de la fiscalía, una del 13 de septiembre y otra del 19 de septiembre. El representante afirmó:

Siguiendo el comunicado de la Fiscalía de Moscú, se comprobó que habíamos emitido una criptomoneda y empezamos a realizar pagos con ella. En consecuencia, se nos pidió recordáramos que en el territorio de la Federación de Rusia se prohibió el movimiento de cualquier otra moneda que no fueran los rublos rusos y se aclararon todos los detalles de este proyecto.

El representante de la empresa insistió en que Burger King no había roto ninguna ley. Nino Tsiklauri, asesor legal de Burger King Rusia, explicó:

En la legislación rusa, el concepto de criptomoneda no existe, por ello no hay prohibición de realizar transacciones utilizando una moneda virtual.

El Banco Central de Rusia y el Ministerio de Hacienda están trabajando actualmente para crear un marco legal para las criptomonedas, con el ministro de finanzas afirmando que a finales de 2017 este proyecto de ley esté listo. Por su parte, Mikhail Aleksandrov, socio del bufete de abogados A2, dijo que en el caso de Burger King, el Whoppercoin puede ser tratado como un cupón utilizado por la empresa como estrategia de marketing, en vez de un medio de pago.