Ford Dominos Entrega Pizzas

Las compañías Domino’s y Ford se han unido para poner a prueba coches autónomos para el servicio de entrega de pizzas en la ciudad de Michigan, Estados Unidos. Este proyecto forma parte de un esfuerzo para entender mejor la manera en que los clientes responden e interactúan con los vehículos autónomos.

En las siguientes semanas, Domino’s seleccionará al azar entre sus clientes del municipio Ann Arbor, quienes tendrán la opción de aceptar entregas de pizza de parte de un coche autónomo Ford Fusion. Sin embargo, el coche no será quien conduzca.

Cada automóvil será conducido por un ingeniero de seguridad de Ford, junto a otros investigadores a bordo, quienes evaluarán cómo se desarrolla el servicio de entrega de pizza en los últimos 15 metros de recorrido.

Sherif Marakby, Vicepresidente de ‘Vehículos Autónomos y Electrificación de Ford’, describió el proyecto como una “investigación etnográfica” en una entrevista ofrecida a The Verge. Asimismo, el ejecutivo expresó:

No queremos esperar hasta que tengamos todo preparado y eliminemos al conductor. Todavía estamos trabajando en la tecnología porque no está lista para ser puesta en marcha en las calles.

Los clientes de Domino’s que decidan participar en la prueba, podrán realizar el seguimiento de su pedido a través de la app de Domino’s, donde recibirán un código único que coincide con los cuatro últimos dígitos de su número telefónico y que permitirá desbloquear el Heatwave Compartment, un recipiente que mantiene las pizzas calientes en la parte trasera del coche. El anuncio de la llegada de la pizza se comunicará a través de pantallas y altavoces en el exterior de los coches, con las que el cliente podrá interactuar.

Coches autónomos podrían mejorar velocidad de procesamiento de imágenes en la carretera gracias a esta cámara

Rusell Weiner, Presidente de Domino’s en Estados Unidos,  expresó su interés por conocer lo que la gente piensa sobre este servicio. De hecho, en un comunicado afirmó que la mayoría de sus preguntas se centraban en los últimos 15 metros del servicio de entrega, en los cuales se evaluará lo siguiente:

  • ¿Qué tan dispuestas están las personas a salir de su domicilio a recoger sus órdenes?
  • ¿Cómo es su acercamiento al automóvil?
  • ¿Cómo interactúan con la pantalla exterior del vehículo para recibir la pizza?

Por su parte, Marakby reveló que esta es la primera de múltiples asociaciones entre Ford y otras compañías como parte de los esfuerzos de Ford por acelerar las pruebas de sus coches autónomos. De hecho, la compañía espera que para el año 2021 estos vehículos estén en el mercado. Por otra parte, a principios de 2017, la compañía anunció planes para invertir US$ 1 mil millones en Argo IA, una empresa especializada en Inteligencia Artificial.

Más en TekCrispy