Credit Suisse Prestamos Blockchain

Cada vez más compañías financieras en todo el mundo están manifestando sus deseos por explorar las potencialidades de la tecnología Blockchain, con la finalidad de mejores soluciones al sector financiero y a los usuarios.

El mes pasado informamos sobre la asociación de la compañía IBM con 7 importantes bancos de Europa, para utilizar una plataforma basada en la cadena de bloques, que permitirá rastrear los movimientos financieros sin la mediación de terceros, eliminado el registro en papel de dicho proceso.

Ahora, un grupo de bancos liderados por el Credit Suisse Group, está contemplando la idea de lanzar una plataforma comercial para préstamos sindicados basada en la cadena de bloques. En declaraciones ofrecidas a la revista financiera Euro Money, Emmanuel Aidoo, quien dirige los proyectos de Credit Suisse basados en la tecnología Blockchain, dijo que el ensayo de la plataforma ya había iniciado el pasado otoño. En este sentido, expresó:

“Estamos trabajando para poner unas pocas docenas de transacciones de préstamos más pequeños, donde nosotros u otros bancos participantes somos el agente, en una plataforma distribuida utilizando contratos inteligentes a partir del próximo año”.

De igual forma, Aidoo informó que el grupo finalizó la segunda fase de sus pruebas el pasado mes de marzo. La plataforma estaría dirigida a un mercado de préstamos sindicados, una modalidad de préstamo concedido por un grupo de prestamistas, y organizado por una o varias entidades financieras.

Credit Suisse espera que esta tecnología contribuya en la reducción de las barreras entre las partes, reduciendo los tiempos y los costos para poner a disposición de los usuarios el capital necesario. La utilización de los contratos inteligentes para tales fines, podría aumentar el interés de prestamistas e inversionistas en este mercado.

Aidoo enfatizó que una gran cantidad de inversionistas, gestores de activos institucionales y fondos de capital, son atraídos constantemente por préstamos              que superan los bonos en la estructura de capital, sin embargo, se ven frustrados por el tiempo que tardan en liquidar los contratos del préstamo.