Hace algunas semanas, informamos que el diputado por Partido Demócrata de Corea del Sur, Park Yong Jin, presentaría un proyecto de enmienda para Ley de transacciones electrónicas vigente en el país.

Tal como se esperaba, el legislador presentó la propuesta que describe el marco legal para las criptomonedas, incluyendo el Bitcoin en Corea del Sur. En el escrito se define la moneda digital, se introducen cinco clasificaciones para las empresas que manejan monedas digitales, así como también detalla los requisitos y las actividades que se prohíben.

Según Park, la finalidad principal de este marco regulatorio es mantener el orden del mercado y proteger a los usuarios. Medios locales como Business Korea, han llamado a esta enmienda la ‘Bitcoin Regulation Act’. Este medio también dijo que la ley de regulación de Bitcoin estaba programada para un período ordinario de sesiones en el parlamento en el mes de septiembre.

Park también afirmó, que debido al creciente interés de los ciudadanos en Bitcoin y Ethereum, existe la necesidad de tener una definición clara de las monedas virtuales y  restricciones para aquellas empresas que manejan los intercambios de activos.

Definición de moneda virtual

En esta enmienda, la moneda digital se define de la siguiente manera:

“Es un instrumento de cambio o almacén electrónico de valor, que se distingue de la moneda real”.

De igual forma, el proyecto de ley para criptomonedas establece 5 clasificaciones para las entidades o manipuladores de criptomonedas:

  • Comerciantes de divisas virtuales: aquellos que venden bienes o servicios a cambio de moneda digital.
  • Distribuidores de divisas virtuales: todos los que operan un mercado para la venta de criptomonedas como las casas de cambio.
  • Corredores de divisas virtuales: aquellos que funcionan como intermediarios u organizan la venta de criptomonedas.
  • Emisores de divisas virtuales: aquellos que ofrecen sistemas para crear y emitir criptomonedas.
  • Administradores de divisas virtuales: almacenar o administrar monedas digitales para otros.

Entre los requisitos que la legislación exige a los manejadores de criptomonedas, como las casas de cambio, destaca el hecho de que aquellas empresas que manejen más de 500 millones de won en capital deben recibir la aprobación de la Comisión de Supervisión Financiera de Corea del Sur.

Para la protección de los clientes, la enmienda demanda que los fondos de los clientes sean depositados en una institución asegurada, o con algún tipo de garantías de pago. Entre las actividades prohibidas que plantea este proyecto de ley para criptomonedas, destaca la venta y corretaje mediante programas de mercadeo multinivel.

También se prohíbe la manipulación de los precios del mercado y el lavado de dinero, actividades que pueden llevar a una sanción de hasta 5 años de prisión o 50 millones de wons.

Escribir un comentario