Cycflix

Una de las actividades más difíciles para el común de los mortales, es el ejercicio regular. Y más difícil aún, es el ejercicio regular dentro de casa. Es que, la verdad sea dicha, con tantas cosas alrededor que invitan a quedarse sentados y entregarse al ocio, es menester una heroica fuerza de voluntad para cumplir los pocos minutos que requiere cualquier actividad que implique mover los músculos.

Una de las tentaciones más conocidas de las que han llegado para mantener a la gente en sus mullidos asientos, es Netflix. Es que cada serie engancha más que la anterior, y cuando llegan las maratones… ni hablar.

De modo que, en un alarde de habilidad, inteligencia, creatividad y sentido del humor, el estudiante Ronan Byrne ha desarrollado un sistema para, por así decirlo, incentivar a los remolones que prefieren Netflix al ejercicio: lo ha llamado Cycflix, y no es más que un sistema que mantiene conectado el servicio de Netflix a su bicicleta fija, de manera de que la continuidad del servicio depende de el usuario se entrene adecuadamente. Resumiendo, el usuario está pedaleando a un cierto ritmo mientras disfruta de su programa favorito. Pero si en algún momento baja demasiado el ritmo o se detiene, su preciado programa entrará en pausa.

Cycflix se basó en el uso de una placa Arduino para construir un dispositivo conectado a los sensores de velocidad de la bicicleta estática, y también al computador del usuario. Byrne también desarrolló el código que permite que la bicicleta controle el servicio. Además, el sistema funciona con otros servicios de streaming.

No parece haber planes inmediatos para comercializar Cycflix, aunque la idea es sumamente interesante. Pero Byrne ha dejado instrucciones detalladas de cómo recrear su artilugio en la página Instructables. Es un buen proyecto para construir, a menos que no se desee dejar de ver Netflix para ponerse a trabajar en electrónica.